Craviotto: "Tengo ansia por empezar y sentir eso que solo te da la competición"

Craviotto: "Tengo ansia por empezar y sentir eso que solo te da la competición"
16 de mayo de 2018 EUROPA PRESS - ARCHIVO

MADRID, 16 May. (EUROPA PRESS) -

El piragüista español Saúl Craviotto, cuádruple medallista olímpico y que no compite internacionalmente desde los Juegos Olímpicos de Río 2016, confesó que tiene "ansia por empezar" la I Copa del Mundo 2018 en la modalidad de esprint, primera cita internacional de la temporada en aguas tranquilas, que se celebrará del 18 al 20 de mayo en Szeged (Hungría) con la participación de 60 países.

"Son muy comentadas, pero una cosa es lo que hay sobre el papel y otra es demostrarlo en el agua", afirmó sobre las expectativas del K4 500 español, donde los tripulantes españoles son todos ellos campeones olímpicos o mundiales. "Estoy con intriga y ansia por empezar. Tengo ganas de volver a sentir eso que solo te da la competición", añadió en declaraciones a la Federación y recogidas por Europa Press.

Craviotto, que integra el grupo de 17 palistas españoles, se incorpora en sustitución del zamorano Carlos Garrote al K4 500, en el que se mantienen Toro, Cooper y Germade, los otros tres integrantes de la embarcación que el pasado año se proclamó subcampeona del mundo. Además, Craviotto y Toro palearán en K2 200 metros, prueba en la que se proclamaron campeones olímpicos en Río 2016.

Además, el gallego Cristian Toro aguarda el inicio de la Copa del Mundo con "ilusión y ganas de medirnos". Para el kayakista del equipo Fluvial de Lugo las expectativas son "grandes", aunque apuesta por "ser cautos" ya que los rivales también son de gran nivel e igualmente entrenan para alcanzar los mejores resultados.

Por su parte, el balear Marcus Cooper Walz, campeón olímpico de K1 1.000m, anticipó que llegan "con ganas de hacerlo bien". "Sabemos que somos uno de los países más fuertes en esta modalidad. Hemos pasado un período duro de entrenamiento y de selección, entonces queremos empezar la temporada internacional con buen sabor de boca aunque somos conscientes de que lo importante viene más adelante", detalló.

Por último, el gallego Rodrigo Germade, campeón del mundo de K2 500 en 2017 junto a Cooper y quinto en K4 1000 en Río, confesó que "será un buen punto de partida porque los rivales seguramente hayan dado un salto de calidad". "Es una incertidumbre, año tras año hay variaciones y diferentes momentos de la temporada", sentenció.

Contador

Últimas noticias