21 de noviembre de 2019
28 de julio de 2019

Encuentro Internacional de Guitarra Paco de Lucía reúne a Pansequito, Aurora Vargas, María Terremoto y Perico 'El Pañero

Encuentro Internacional de Guitarra Paco de Lucía reúne a Pansequito, Aurora Vargas, María Terremoto y Perico 'El Pañero
Fwd: Encuentro Paco De Lucía Festival FlamencoEUROPA PRESS

ALGECIRAS (CÁDIZ), 28 Jul. (EUROPA PRESS) -

El VI Encuentro Internacional de Guitarra Paco de Lucia de Algeciras (Cádiz), que organiza el Ayuntamiento y EmellEventos, ha destacado entre su programación el flamenco clásico y tradicional que recuerda año tras años los orígenes y la inspiración del músico más universal de la ciudad. Por ese escenario han pasado grandes de este arte como Manuel Moneo, Vicente Soto, Macanita o Remedios Amaya y este pasado sábado reunió a Pansequito, Aurora Vargas, María Terremoto y Perico 'El Pañero'.

Así, han destacado a través de un comunicado desde de la organización que la noche del pasado sábado, 27 de julio, el cartel presentó a cuatro artistas de primer nivel aunque de distintas generaciones. Si José Cortés 'Pansequito' representó la veteranía en los escenarios y la maestría en el decir, María Terremoto superó con las expectativas "al brillar en su entrega y ejecución con la fuerza que la caracteriza pero con más dominio si cabe". Entre ellos dos se encuentran Aurora Vargas y Perico 'El Pañero', cante de fiesta y reunión, respectivamente.

También han destacado el peso de la guitarra de Miguel Salado, que tuvo un papel "más que relevante" en toda la noche ya no sólo acompañando a Panseco, Aurora y Perico, sino que además abrió plaza tocando en solitario una rondeña que según comentó pertenece al que será su primer trabajo discográfico.

Después salió el maestro del cartel, quien lleva en los escenarios más de cincuenta años "dándolo todo y gustando por día más", y que con voz "limpia y poderosa" impregnó de personalidad al género que nos importa por alegrías y cantiñas, soleá y taranta, diez minutos cada intervención. Por bulerías terminó levantando "al numeroso público que supo agradecer la entrega de tan digno cantaor".

Tras él salió Aurora Vargas, que representa "la fuerza de la mujer en las tablas, el poder y el coraje, la interacción y el carisma, la sonrisa y el pellizco". La sevillana presentó sus credenciales por tientos y tangos, prosiguiendo por seguiriyas dejando claro que no sólo canta por fiesta, y dejando un inmejorable sabor de boca por bulerías. Tal fue el éxito de su aparición que tuvo que regalar un bis, y otro bis, por lo que tuvo un público en pie.

Posteriormente, tras el descanso fue el turno de la jerezana María Terremoto, la más joven de la terna pero que consolida su carrera en cada actuación. En Algeciras estuvo especialmente agraciada. Con su Nono Jero como escolta a la guitarra, procedió a dar su bienvenida por bulerías para escuchar como la cantan los suyos.

Para terminar la noche llegó el artista local. Perico 'El Pañero' que tuvo una de las mejores noches que se recuerdan a pesar de que la garganta no le facilitó la faena. "Será quizás por eso que se removió de sus propias entrañas y tiró de oficio, con la grandeza de unos pocos elegidos y se templó por soleá con una delicadeza de museo". Así ocurrió con los fandangos que sirvieron de preludio a una larga tanda por bulerías.

Este domingo, a las 20.00 horas el bailaor David Lozano dirigirá este año el Flashmob al que se invitará a todas las escuelas de danza de la comarca del Campo de Gibraltar y a todo el público en general.

Este año se hará por primera vez en la plaza Virgen del Mar de la Plaza del Rinconcillo, sitio donde vivía Paco de Lucía durante los veranos que pasaba en su ciudad y donde todavía tienen su casa Pepe de Lucía y el ya fallecido Ramón de Algeciras.

A las 22.15 horas el Parque María Cristina acoge esta noche el espectáculo de la cantaora granadina Marina Heredia y el pianista de orígenes lebrijano David Peña 'Dorantes'. La simbiosis musical de David Peña 'Dorantes' y Marina Heredia cuenta con una belleza y un sentido armónico extraordinario. La voz rajada de la granadina casa a la perfección con la sutileza del piano de Dorantes, que ha creado un espacio sonoro cercano a lo celestial, pero que nunca deja a un lado la pasión y la fuerza de su raza.