8 de marzo de 2021
12 de enero de 2014

La Guardia Civil desarticula un punto de venta de droga en Bornos y detiene a una persona

BORNOS (CÁDIZ), 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de Cádiz ha desarticulado un punto de venta de droga ubicado en un local ocupado ilegalmente en el municipio gaditano de Bornos y ha procedido a la detención de un varón como el presunto responsable de esta actividad ilícita

Según ha informado la Guardia Civil en un comunicado, en el local se han incautado 60 gramos de cocaína, numerosas dosis ya preparadas para su venta, 50 gramos de sustancia de corte para adulterar las dosis, así como dinero en efectivo, dos balanzas de precisión, diverso material para la manipulación de la droga y numerosos efectos presuntamente sustraídos con los que los adictos podrían haberse costeado las dosis.

El operativo se inició cuando los agentes de la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Tercera Compañía de Villamartín (Usecia) tuvieron conocimiento de que en un local de Bornos, que había sido embargado por el banco, una persona lo había ocupado de manera ilegal y había montado una especie de local de copas, donde se observaba la frecuente ida y venida de consumidores de sustancias estupefacientes.

Ante esta situación la Guardia Civil estableció un dispositivo de vigilancia esporádica sobre el lugar, dando como resultado la interceptación en diversas ocasiones de consumidores de droga a los que se les intervinieron pequeñas cantidades de sustancias estupefacientes, que las habían adquirido en el local controlado, casi siempre cocaína.

Según se ha explicado en la nota, en la tarde de este sábado, sobre las 19,00 horas, la Guardia Civil estableció un operativo para la clausura de esta actividad y poner fin a una "situación que causaba malestar entre vecinos y comerciantes de la población". Así, en el registro realizado, los agentes fueron apoyados por un perro adiestrado en la detección de narcóticos, "que fue de vital importancia para la localización de la cocaína que se ocultaba en cinco lugares diferentes para minimizar las perdidas en caso de un registro", ha señalado.

De esta manera, los agentes encontraron un habitáculo donde se tenían más accesibles las dosis para la venta distribuidas en papelinas. En diferentes puntos del local se incautaron casi 50 gramos de sustancia de corte para la adulteración de las dosis, dinero en efectivo, dos balanzas de precisión, diverso material para la manipulación de la droga y numerosos efectos que proceden presuntamente de robos, y que los adictos habrían entregado a cambio de dosis para su consumo.

Así, M.G.R., de 54 años de edad y vecino de la localidad de Bornos, fue detenido y será puesto este lunes a disposición del Juzgado de Instrucción número tres de los de Arcos de la Frontera (Cádiz).

Para leer más