22 de marzo de 2019
31 de julio de 2010

CajaSur.- La Diputación de Córdoba avisa a BBK que debe hacer en la provincia mejores ofertas que otras cajas

CajaSur.- La Diputación de Córdoba avisa a BBK que debe hacer en la provincia mejores ofertas que otras cajas
PACO TÉLLEZ

CÓRDOBA, 31 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Diputación de Córdoba, Francisco Pulido (PSOE), ha asegurado que "Córdoba ha perdido a su caja", CajaSur, que ahora es propiedad de BBK, por lo que ha avisado de que si la caja vasca quiere hacer negocio en la provincia cordobesa, como cualquier otra entidad financiera, debe presentar a las instituciones, empresas y particulares mejores ofertas que el resto de bancos y cajas que operan en la provincia.

En una entrevista concedida a Europa Press, Pulido recordó el "dolor" que le ha causado a la institución provincial, como entidad cofundadora de CajaSur, el hecho de que la caja ya no esté en manos de ninguna institución o entidad cordobesa, y afirmó que "ahora BBK tiene una gran responsabilidad, la de ofrecer la mejor garantía, la mejor propuesta, la mejor oferta" a la Diputación, pues, en caso contrario, la institución provincial está "obligada a mirar siempre por los intereses de los cordobeses, lo que en este caso implica elegir la mejor oferta".

En este sentido, subrayó que a la Diputación lo que le preocupa es el desarrollo socioeconómico sostenible y equilibrado de la provincia de Córdoba y, en base a ello, buscará en BBK "la colaboración que suele tener con todas las entidades financieras, pero desde una visión de Estado", lo que implica que la institución cordobesa está dispuesta a colaborar con BBK "para que el esfuerzo del ahorro de los cordobeses repercuta, obviamente, en Córdoba, pues ese será el único vínculo que tendrá BBK con la provincia, sus clientes en la misma, ya que los órganos de decisión de la entidad están ahora bastante lejos de Córdoba".

A este respecto, Pulido argumentó que "ahora, lógicamente, no puede existir" con BBK "ese vínculo cercano" que tenía la Diputación cordobesa con CajaSur, de la que se sentía "corresponsable, pues participaba en sus órganos de gobierno, lo que hacía posible que la Diputación se pusiera a disposición de los empresarios y alcaldes de la provincia", facilitando el contacto y entendimiento de éstos con la caja cordobesa.

En cualquier caso, Pulido dijo que "hay que esperar a conocer" cuál será la estrategia empresarial y comercial que piensa desarrollar BBK en Córdoba, lo que incluye sus relaciones con las instituciones y empresarios de la provincia, aunque insistió en que ahora la Diputación "el único vínculo que tiene con BBK es el mismo que pueda tener con cualquier otra entidad financiera que opera en Córdoba".

"No puede haber otro vínculo --subrayó-, pues Córdoba ha perdido a su caja y ahora lo que hay es una mera relación empresarial y comercial, de tal forma que, en la medida que interese a la provincia, la Diputación estará dispuesta a colaborar" con BBK, "al igual que ya hace con el resto de entidades financieras presentes en la provincia".

SOBRE UNICAJASUR

En este sentido, Pulido señaló que, para la Diputación, la opción ya frustrada de fusión de CajaSur con Unicaja, para crear Unicajasur, "sólo era la oportunidad para mantener el vínculo de Córdoba con la nueva entidad financiera, entendiendo que era preferible el acuerdo, antes que la intervención y subasta de la caja, como así ha ocurrido, para lograr que las instituciones cordobesas, incluido el Cabildo Catedralicio, siguieran estando presentes en la caja", para así incidir desde la misma en el desarrollo de Córdoba, "pero ahora ya nada de eso es posible".

En este punto y analizando lo ocurrido para llegar a la situación actual, el presidente de la Diputación dijo no entender, en relación con la frustrada fusión de CajaSur con Unicaja, "por qué el Cabildo Catedralicio renunció a gestionar una fundación propia en Córdoba y dotada con ocho millones de euros, por qué no quiso un acuerdo que respecto a la plantilla implicaba 400 bajas incentivadas (prejubilaciones) y por qué dijo no a que la Diputación gestionara el Palacio de Viana a través de una fundación". Todo ello y más, junto con la presencia en los órganos de gobierno de la nueva entidad, se habría logrado para Córdoba, según Pulido, si el Cabildo hubiera dicho sí a la fusión con Unicaja, de cuyo fracaso también culpó al PP.

Para leer más