19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 20 de octubre de 2014

    Sostenible.- Geógrafos valoran la Ley Andaluza de Movilidad Sostenible y presenta 31 alegaciones al texto

    SEVILLA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

    El Colegio de Geógrafos de Andalucía ha presentado un escrito con 31 alegaciones a la Ley Andaluza de Movilidad Sostenible durante el periodo de información pública, fruto de los grupos de trabajo celebrados en Málaga y Sevilla el pasado día 9 de octubre, si bien, en términos generales ha valorado esta normativa.

    Según ha afirmado el propio colegio de geógrafos en una nota de prensa, la ley aspire de un modo innovador, a cambiar la movilidad en el territorio andaluz, desde el carácter vinculante del proyecto de ley.

    En particular, el colectivo de geógrafos felicita por el establecimiento de un sistema de planificación para el desarrollo de acciones en materia de movilidad sostenible, adaptadas a las diferentes escalas territoriales, destinada a promover la coherencia y efectividad entre las políticas desarrolladas en cada territorio.

    Entre las principales alegaciones, el colectivo recomienda la "mejora" en la definición de muchos aspectos "sin clara concreción" que puedan dar lugar a vacíos e interpretaciones legales que debiliten las intenciones de este proyecto de ley.

    Por ejemplo, afirman, es "imprescindible" determinar expresamente qué tipos de planes serán disposiciones, directrices o simples recomendaciones. También se solicita la inclusión de la integración tarifaria, y la obligatoriedad de bonos de transportes metropolitanos que integren todas las modalidades de transporte público colectivo y la bicicleta pública.

    Al objeto de fomentar la movilidad en bicicleta, los geógrafos andaluces piden que la ley "incorpore la obligatoriedad de adaptar los espacios comunes de los edificios residenciales ya existentes al aparcamiento de bicicletas en estos espacios", cuando lo soliciten alguno o algunos de sus vecinos, cuando haya espacio suficiente. Para ello habrá que determinar reglamentariamente los estándares de superficies y medidas mínimas.

    Asimismo, se solicita mejorar los mecanismos de participación ciudadana y la existencia de un presupuesto previsto que garantice la viabilidad de los diferentes instrumentos de planificación de la movilidad.