15 de diciembre de 2019
7 de agosto de 2010

Unos 600 alumnos participaron en los cursos de verano de La Rábida, según el director de la sede

LA RÁBIDA (HUELVA), 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

El director de la Sede Iberoamericana Santa María de La Rábida (Huelva) de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA), Alfonso Vargas, ha manifestado su "satisfacción por el número de alumnos" que participaron en los cursos de verano que finalizaron ayer y que giran en torno a los 600 matriculados.

En una entrevista concedida a Europa Press, Vargas sostuvo que "este verano ha habido menos cursos y más encuentros que en el anterior", por lo que "al hacer la proporción entre el número de asistentes de un año y otro, se obtiene un dato muy similar", explicó.

Según afirmó, esta tendencia a incrementar el número de encuentros responde al "cambio de público habitual" de los seminarios, de modo que "el alumno universitario que buscaba conseguir una serie de créditos de libre configuración tiende a disminuir o desaparecer debido al proceso del nuevo Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) y los nuevos planes de estudios". Por ello, en la actualidad tienden a "satisfacer las necesidades de nuestro entorno", fijándose en un perfil "más profesional" para los que "es más fácil acudir a un encuentro de tres jornadas" que a un curso de una semana de duración.

Por su parte, el curso que contó con un mayor número de matriculados fue 'Mediación familiar', lo que Vargas atribuyó a "la existencia de un nuevo marco regulatorio que se va a desarrollar próximamente y que genera una oportunidad profesional para mucha gente", sostuvo. Además, 'La Andalucía de Blas Infante: las bases ideológicas del andalucismo' y '¿Cómo se escribe una novela?' también contaron con una importante demanda que superó los 40 matriculados.

Por otro lado, el director aludió a la importancia de "trasladar un mensaje a la sociedad" en referencia a la capacidad de difundir qué son los cursos de verano y en qué consisten. Así, afirmó que "si lo que hacemos aquí sólo queda en los muros de la academia y dentro de las aulas, la eficacia de los cursos se vería muy reducida". Debido a ello, aclaró que "este año hemos puesto especial empeño en tener unas conclusiones finales" de cada seminario, además de un documento audiovisual que permitirá "trasladar los debates, las reflexiones y los contenidos que se han sucedido en estas cuatro semanas", argumentó.

En este sentido, sostuvo que "hay que llegar a la sociedad en función de unos temas que sean los que interesan a la población y los que están en la agenda de los ciudadanos", tratando temas que "conecten con nuestro entorno". De este modo, citó el encuentro 'Vázquez Díaz, una visión poliédrica: 80 aniversario de los frescos de La Rábida', del que manifestó que "supuso un puente para que se produjera un hermanamiento" entre los municipios onubenses de Nerva y Palos de la Frontera "en el marco de un taller dedicado a uno de los pintores más importantes de Huelva".

Respecto a las denominadas extensiones --desplazamientos a otros municipios-- llevadas a cabo durante el desarrollo de los cursos afirmó que "implica que la gente entienda que la UNIA no es algo lejano", así como "una fórmula para captar personas interesadas en los diferentes temas". Para lograr tal objetivo, Vargas sostuvo que "ha sido muy importante la colaboración de los ayuntamientos", apostilló.

En referencia a los expertos que participaron en los cursos durante las cuatro semanas, el catedrático quiso destacar la presencia de la profesora de la Universidad de Meryland (Estados Unidos), Graciela Palau de Nemes, ya que "fue capaz de trasladar todo lo que ella vivió" junto al Nobel moguereño Juan Ramón Jiménez y su esposa Zenobia Camprubí. Además, también resaltó la presencia de la hija de Blas Infante, María de los Ángeles Infante, que "con su vivencia y su mensaje llegó a todos los asistentes".

Respecto a las actividades culturales que se llevaron a cabo de forma paralela al desarrollo de los cursos y enmarcadas en el programa '48 noches de cultura abierta en la UNIA', Vargas destacó que "el paseo en Canoa hasta Punta Umbría sigue siendo la joya de la corona", aunque también quiso resaltar "el hecho de recuperar en La Rábida el espectáculo inaugural de la forma que se hizo con el concierto de la cantaora onubense Argentina", concluyó.