19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 7 de marzo de 2014

    Cortés afronta la última sesión del juicio "con esperanza de que el tribunal nos declare inocentes"

    Cortés afronta la última sesión del juicio "con esperanza de que el tribunal nos declare inocentes"
    EUROPA PRESS

    HUELVA, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

    Juan José Cortés ha asegurado que afronta "con esperanza de que el tribunal nos declare inocentes" la segunda y última sesión del juicio en la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Huelva, junto a sus cuatros familiares, acusados de delitos de homicidio en grado de tentativa, tenencia ilícita de armas de fuego y amenazas, por participar supuestamente en una reyerta que tuvo lugar en septiembre de 2011 en la barriada onubense de El Torrejón, una sesión en la que está previsto que declaren una decena de testigos y peritos.

    En declaraciones a los periodistas a su llegada a los juzgados, Cortés se ha mostrado tranquilo porque, a su juicio, "todo está muy claro y no hay que enrevesar más el tema", después de que su cuñado V.J.M., también acusado, reconociera el pasado lunes que había sido el autor de los disparos.

    En esta línea, el padre de Mari Luz ha asegurado tener "esperanzas en que el tribunal considere todo lo que se ha hablado y nos declare inocentes, ya que se ha aprobado sobradamente que no hemos participado".

    Juan José espera que la Fiscalía retire los cargos, una circunstancia que sería "un alivio para todos", indicando además que no cree que finalmente interponga una querella contra el Ministerio Fiscal por presunta prevaricación.

    En cuanto a la declaración de su cuñado, en la que reconoció ser el autor, ha manifestado que "ha llegado un momento en el que ha tenido que confesar y aquel día --refiriéndose al de los hechos-- tuvo ese mal rato e hizo algo que no debería haber hecho porque todo se solucionó después de manera pacífica tras las discusión", a lo que ha añadido que "no hubiera tenido más trascendencia".

    "He llegado hasta el juicio para demostrar mi inocencia, él ha confesado su delito y los demás hemos demostrado que somos inocentes", ha enfatizado Cortés, por lo que insiste en que "está todo muy claro y no hay que enrevesar más el tema".

    Por último, su letrada María Teresa Largo, ha asegurado que si Juan José Cortés "fuera un ciudadano normal y corriente" quizás el fiscal hubiera retirado los cargos porque "es inocente y se ha probado sobradamente durante toda la instrucción". "No hay causa objetiva para imputarlo, no la hay y nunca la ha habido", ha concluido.