19 de noviembre de 2019
1 de julio de 2014

El Ayuntamiento da 10 días a los establecimientos del centro para que quiten rótulos que incumplen la normativa

MÁLAGA, 1 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Málaga, a través de la Gerencia Municipal de Urbanismo, ha notificado a un total de 22 establecimientos del centro histórico que deben quitar en un plazo de 10 días aquellos rótulos en fachadas que vulneran la normativa municipal.

Estas notificaciones se enmarcan dentro de la labor de control e inspección que se realiza para el cuidado y preservación de los inmuebles de esta zona de la ciudad, según han especificado desde el Consistorio, a través de un comunicado.

Así, los establecimientos notificados tienen un plazo de audiencia de 10 días para alegaciones o para que comuniquen que proceden a la retirada de aquellos elementos que incumplen la ordenanza.

En concreto se trata del artículo del PGOU que señala que los rótulos comerciales de los locales "se diseñarán de forma integrada con el edificio, sin sobrepasar los límites de la cornisa de planta baja del edificio, sin ocultar sus elementos arquitectónicos y sin sobresalir más de 50 centímetros del plano de fachada, quedando prohibidos en plantas altas y cubiertas".

La Gerencia Municipal de Urbanismo, en coordinación con la Oficina de Rehabilitación del Centro Histórico y la Junta Municipal de Distrito, lleva a cabo esta actuación de forma habitual en esta zona de la ciudad, revisando calle por calle.

Durante 2014, se han enviado otras 23 notificaciones a diferentes establecimientos, de los que 11 han acometido la retirada de los elementos que vulneran la normativa. En el caso de no llevarlo a cabo, esto implicaría la imposición de multas de hasta 600 euros o la ejecución de forma subsidiaria por parte de Urbanismo.

De esta forma, se vela por que se cumpla la línea marcada por el Pepri Centro, ya que con la normativa municipal se pretende preservar adecuadamente el patrimonio de la ciudad, según han recordado.

Asimismo, a través de estas acciones municipales se da respuesta a la demanda de vecinos y asociaciones y se incide en la necesidad de actuar sobre aquellos rótulos publicitarios que sobrepasan los límites de las cornisas de las plantas bajas de los edificios.

CUIDAR LA IMAGEN DEL CENTRO "CON ESMERO"

El proceso de recuperación del centro histórico, iniciado en 1994, ha convertido a la ciudad "en un punto de referencia del turismo urbano, al mismo tiempo que supone una fuente de desarrollo económico y de creación de empleo", han incidido desde el Consistorio.

Por ello --han insistido-- se debe cuidar con esmero la imagen del centro histórico, de forma que el aumento de visitantes y actividades no suponga un perjuicio para su referencia histórica y patrimonial.

El Consistorio ha finalizado haciendo un llamamiento a los propietarios para que, previo a la instalación de cualquier rótulo, se consulte a los técnicos municipales, para que así la hagan conforme a normativa y eviten este tipo de notificaciones.