24 de octubre de 2019
  • Miércoles, 23 de Octubre
  • 18 de septiembre de 2019

    La empresa pública de aguas de la Costa del Sol lanza una campaña sobre el uso de las toallitas higiénicas

    La empresa pública de aguas de la Costa del Sol lanza una campaña sobre el uso de las toallitas higiénicas
    ToallitasACOSOL - ARCHIVO

    MARBELLA (MÁLAGA), 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

    La empresa pública de aguas de la comarca malagueña de la Costa del Sol, Acosol, y la empresa concesionaria del abastecimiento, Hidralia, han presentado este miércoles una campaña para concienciar sobre el uso responsable de las toallitas higiénicas.

    La campaña, cuyo lema es 'El extraño caso de las toallitas', es un vídeo de unos 20 segundos de duración para sensibilizar contra el vertido de este tipo de material en los inodoros y que se difunde, especialmente, a través de las redes sociales, además de reproducciones en cartelería y folletos, han explicado en rueda de prensa el consejero delegado de Acosol, Manuel Cardeña, y el gerente de Hidralia, Fulgencio Díaz.

    "Esta campaña hace hincapié en los daños que el mal uso de las toallitas provoca en las redes de saneamiento, con el perjuicio que eso supone para los ciudadanos y el medio ambiente", ha indicado el consejero delegado de Acosol, empresa que pertenece a la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental.

    Cardeña ha explicado que Acosol recogió 2.100 toneladas de residuos en 2018 en las depuradoras que gestiona la empresa pública de aguas y que las toallitas eran el principal desecho.

    "Además de generar un coste para los usuarios y un mal funcionamiento del servicio, suponen un grave daño al medio ambiente de la ciudad. Ya hemos trabajado conjuntamente con Hidralia en este tipo de campañas. Ahora queremos centrarnos en transmitir este mensaje de manera muy visual y para ello utilizaremos como plataforma las redes sociales, además de la cartelería", ha agregado.

    Por su parte, el gerente de Hidralia, Fulgencio Díaz, ha explicado que la concesionaria del abastecimiento de agua ha recogido 950 toneladas de residuos en las labores de limpieza de las redes de saneamiento de los municipios malagueños de Marbella, Manilva y Estepona.

    "El problema de las toallitas es integral y supone un grave daño al medio ambiente y a las infraestructuras de saneamiento y alcantarillado de la ciudad, principalmente en las zonas del casco histórico, donde existe una mayor concentración de viviendas", ha apuntado.

    "REFLEXIÓN" SOBRE EL CONTROL DE LAS TOALLITAS

    Por otra parte, Cardeña ha pedido a "los que tienen la capacidad legislativa que hagan una reflexión" y que "de alguna manera se controle que las toallitas no biodegradables no se comercialicen o que paulatinamente vayan llegando a ser biodegradables. "Se trata de un problema solucionable desde el origen. La solución no tiene que ser de hoy para mañana, pero sí paulatina", ha agregado.

    Díaz ha manifestado su deseo de que "las toallitas no biodegradables fueran, poco a poco, desapareciendo". "Una toallita biodegradable la podemos manejar, pero una no biodegradable puede tardar cerca de 500 años en que el medio ambiente o la naturaleza la puedan resolver", ha agregado.