16 de junio de 2019
11 de junio de 2019

Adelante: "Si PP y Cs ceden al cambio de cromos de Vox con Presupuesto, la autonomía acabará en el despacho de Abascal"

Adelante: "Si PP y Cs ceden al cambio de cromos de Vox con Presupuesto, la autonomía acabará en el despacho de Abascal"
IU

SEVILLA, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

Adelante Andalucía ha avisado este martes de que si los socios del Gobierno andaluz, el PP-A y Ciudadanos (Cs), ceden al "cambio de cromos" que, a su juicio, plantea Vox como condición para apoyar el Presupuesto autonómico para el presente ejercicio, "la autonomía de Andalucía acabará en la puerta del despacho del líder de Vox, Santiago Abascal".

Así se ha pronunciado en rueda de prensa el diputado de la confluencia de IU y Podemos, miembro de la Comisión de Hacienda del Parlamento andaluz, Guzmán Ahumada, a un día de que se celebre en el Parlamento el debate de totalidad del Presupuesto, que podría ser tumbado de salir adelante las enmiendas a la totalidad que han registrado PSOE-A, Adelante Andalucía y Vox.

Ahumada ha advertido de que Vox, "con este nuevo tirar de la cuerda, logra algo que es fundamental para ellos pero perverso para Andalucía pues dejan que la autonomía de Andalucía se quede atrapada en el despacho de Abascal". "Si el PP-A y Cs ceden a entrar en ese cambio de cromos del Presupuesto por sillones de Madrid, la autonomía acabará en la puerta del despacho de Abascal", ha apostillado.

Asimismo, y después de que Vox haya abierto la puerta a retirar su enmienda reclamando que Cs se sume a las negociaciones, el dirigente de Adelante ha criticado que, a pesar de que los del partido naranja digan que no se reúnen con Vox, "lo que Cs dice por la mañana cambia a mediodía", por lo que cree que "el no de Cs es efímero".

Ha advertido de que la formación de Rivera "intenta aparentar que no convive con Vox pero depende de ellos para todos", señalando que "el paripé de Cs es como las mentiras, tiene las patas muy cortas".

Con todo, Ahumada ha reivindicado como "única alternativa" la enmienda a la totalidad del Presupuesto que ha registrado Adelante Andalucía, pues el PSOE-A "podría haber firmado estos Presupuestos con Cs si le hubieran salido las cuentas, y Vox presenta su enmienda para usar a Andalucía como moneda de cambio porque le importa un pimiento los Presupuestos, quieren sillones en Madrid".

Así las cosas, el diputado ha criticado que con su proyecto presupuestario, "el Gobierno consolida políticas neoliberales de recortes, de ajuste y recetas de austericidio", cuando también ha defendido que, al contrario de lo que asegura el Gobierno andaluz, "no son los Presupuestos más sociales de la historia".

Como ejemplo, ha afirmado que en materia de vivienda "destina un 0,2 por ciento, una cantidad mísera" o que el informe económico financiero que acompaña al Presupuesto "no habla de intervención directa en vivienda, ni de regular la vivienda turística ni de actuar con las viviendas vacías, solo se habla de un nuevo modelo de vivienda y suelo que acaba con la rehabilitación y la regeneración de los cascos históricos y que vuelve a que la especulación guíe las políticas de viviendas en Andalucía".

Entretanto, Ahumada se ha referido a un informe del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) que recoge que los lanzamientos por impago del alquiler experimentaron un aumento del 5,2% en el primer trimestre del año, situándose Andalucía en segunda posición con 2.499 desahucios por esta causa, algo que achaca al "abandono de políticas públicas en vivienda".

PSOE-A "SE ECHA EN BRAZOS DE CS"

Para atajar esto, Adelante pide intervenir en el mercado inmobiliario del alquiler "cuanto antes" pues "mientras que el mercado laboral que provoca precariedad con bajos salario, el mercado mobiliario provoca una segunda burbuja pivotada en el mercado del alquiler por el aumento de la oferta turística".

Ha pedido regular este sector desde el ámbito estatal y también municipal, donde ha incidido en que el PSOE-A, "al echarse en los brazos de Cs" al reclamarle su apoyo en los municipios en los que ambos partidos sumen tras las elecciones del 26M, "acepta los preceptos de la derecha liberal con los que Susana Díaz viene navegando desde hace tiempo".

"Echarse en brazos de Cs quiere decir que renuncian a incidir desde los municipios para acabar con esta burbuja inmobiliaria, situando a la vivienda no como derecho sino de artículo de lujo", ha lamentado Ahumada.

Contador

Lo más leído en Andalucía