16 de octubre de 2019
  • Martes, 15 de Octubre
  • 31 de mayo de 2018

    Las asambleas de trabajadores de Abertis ratifican el preacuerdo de convenio para desconvocar los paros en junio

    Las asambleas de trabajadores de Abertis ratifican el preacuerdo de convenio para desconvocar los paros en junio
    EUROPA PRESS - ARCHIVO

    SEVILLA, 31 May. (EUROPA PRESS) -

    Las asambleas de trabajadores de Abertis Autopistas han ratificado el preacuerdo alcanzado para la firma del Convenio Colectivo por el que quedan desconvocadas las jornadas de huelga para los fines de semana de junio que comenzaban este viernes y que hubieran afectado a la AP-4 que conecta Sevilla y Cádiz.

    Según informa la Sección Sindical de CCOO, a lo largo de las dos últimas semanas se han celebrado las asambleas de trabajadores y trabajadoras de las autopistas de Abertis en el conjunto del Estado, "que han ratificado con un 64 por ciento de apoyo el preacuerdo" de Convenio Colectivo que tendrá vigencia hasta el próximo 31 de Diciembre de 2019. Esta ratificación permite desconvocar las huelgas previstas para los fines de semana del mes de junio.

    El acuerdo ratificado recoge las principales reivindicaciones de CCOO como una cláusula de empleo, el mantenimiento del poder adquisitivo de los trabajadores y trabajadoras, la reducción de la flexibilidad, una mejora sustancial de la conciliación o el reequilibrio de los esfuerzo realizados por la plantilla durante la crisis.

    El sindicato CCOO anunció el pasado 11 de mayo que se desconvocaba la huelga durante los fines de semana de mayo, aunque se mantenían los de junio, en las autopistas de Abertis en toda España, una huelga que en Andalucía afecta a la AP-4 que conecta Sevilla y Cádiz y al peaje ubicado en el municipio sevillano de Las Cabezas de San Juan.

    Tras este anuncio, solo quedaba que ese preacuerdo fuera avalado en las diferente asambleas de trabajadores. Así, las asambleas han dado por ratificado por el acuerdo y han quedado desconvocados también los paros parciales de junio.

    Los paros que estaban convocados tanto para mayo como para junio, respondían "al bloqueo de la negociación colectiva por parte de la empresa, los recortes en las plantillas durante los últimos años, que han superado el 30 por ciento y que ha revertido en un servicio basado en la subcontratación, el contrato a tiempo parcial involuntario, dificultades para la conciliación de la vida personal y profesional y la precarización de las condiciones laborales".

    Para leer más