18 de noviembre de 2019
9 de julio de 2008

Jaén.- El teléfono de atención a la infancia recibe 17 denuncias de maltrato a menores durante el priemr semestre

JAÉN, 9 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Servicio de Protección a la Infancia de la Delegación Provincial para la Igualdad y Bienestar Social de Jaén ha recibido durante el primer semestre del año 17 denuncias realizadas a través del teléfono gratuito de atención a la infancia (900 85 18 18) gestionado por la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social.

De las llamadas recibidas se han abierto los correspondientes expedientes individuales por cada uno de los menores afectados, concretamente 22, de los que 13 eran niños y nueve niñas. Respecto a su procedencia, nueve son de Jaén; tres de Andújar; dos de Cazorla; dos de Linares y el resto de Baeza, Beas de Segura, Guarromán, Martos, Montizón y la Puerta de Segura, según detalló la Junta en un comunicado.

Tras las denuncias telefónicas se han solicitado 19 informes a los servicios sociales comunitarios de las localidades de origen de los menores y 22 a los servicios de Protección de Menores de la propia Delegación Provincial.

Del total de denuncias recibidas hasta la fecha, cuatro de los casos han sido ya derivados al Servicio de Protección de Menores para la adopción de medidas sobre los niños afectados y otros cuatro han dado lugar al cierre del expediente por no encontrar situación de riesgo para el menor o no localizarse a ninguno con las características denunciadas.

Los otros los expedientes iniciados están siendo valorados y objeto de evaluación, pudiéndose adoptar sobre ellos su cierre por ser de no riesgo o la derivación a los Servicios Sociales Comunitarios para su seguimiento, a los equipos de Tratamiento Familiar, para la adopción de intervenciones de integración de las familias, o al Servicio de Protección de Menores, dada la gravedad del maltrato.

La delegada provincial para la Igualdad y Bienestar Social, Carmen Álvarez, recordó que el teléfono de atención a la infancia es un instrumento que el Gobierno andaluz pone al servicio de la ciudadanía para detectar de forma rápida situaciones de alto riesgo, para facilitar la intervención más adecuada en cada caso.

"Las denuncias recibidas se derivan a las distintas delegaciones provinciales, que inician un estudio que les permita aplicar el recurso más adecuado a cada situación y, en caso de emergencia, se activan los dispositivos de emergencia y se solicita la intervención del equipo de menores de la Unidad de Policía Nacional adscrita a la Junta de Andalucía", puntualizó Álvarez.

Por último, resaltó la colaboración de los ciudadanos a la hora de utilizar este servicio telefónico "para dar a conocer casos de presuntos malos tratos y situaciones de abandono a menores de nuestra provincia".