17 de septiembre de 2019
22 de junio de 2014

La jornada intensiva en construcción comienza este lunes y CCOO vigilará su cumplimiento

CÓRDOBA, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

Como cada año, sindicatos y patronales de los sectores de la construcción, madera y derivados del cemento han pactado la jornada intensiva para los meses de verano, que comienza este lunes y en la no se permite trabajar en horario de tarde, con el objetivo de cumplir las normativas de prevención de riesgos laborales relacionadas con la temperatura a la que se trabaja, habiendo advertido el sindicato CCOO que vigilará su cumplimiento, especialmente en las pequeñas obras.

Según informó ya CCOO, la jornada intensiva comenzará este lunes 23 de junio en los sectores de construcción y derivados del cemento y concluirá el 29 de agosto. Durante dicho periodo la jornada laboral será de siete horas, comenzando a las 07,00 horas y terminando a las 14,00 horas. En el caso de la madera, la jornada continua empieza el próximo 1 de julio y se extiende hasta el 31 de agosto, intervalo durante el que la jornada dará inicio a las 07,00 horas y concluirá a las 15,00 horas.

A este respecto, el secretario general del Sindicato Provincial de Construcción, Madera y Afines (Fecoma) de CCOO de Córdoba, Andrés Pozuelo, ha recordado al empresariado de estos sectores que la jornada de verano "no se establece por capricho, sino para proteger la salud y la vida de los trabajadores y trabajadoras" y, dado que "lo que se pone en juego no es cosa baladí", el sindicato ha advertido que estará "muy vigilante" respecto al cumplimiento de la jornada intensiva, "especialmente en empresas de pocos trabajadores".

En este sentido, Pozuelo ha señalado que, "como por desgracia ahora lo que más hay son obras de poca envergadura, es ahí donde más tenemos que estar pendientes", razón por la que ha hecho un llamamiento a los trabajadores, para que "denuncien a las empresas que no cumplan la jornada pactada o al menos lo pongan en conocimiento del sindicato, para poder actuar de inmediato y evitar posibles y lamentables accidentes".

En conclusión, el responsable sindical ha remarcado que "la jornada continua es un derecho de los trabajadores y trabajadoras y una obligación para las empresas, que deben respetarlo, igual que los primeros exigirlo".