24 de marzo de 2019
  • Sábado, 23 de Marzo
  • 4 de junio de 2014

    Lillo culpa a la Diputación de "ningunear" al Estado al organizar la apertura del Centro Cultural Baños Árabes

    Lillo culpa a la Diputación de "ningunear" al Estado al organizar la apertura del Centro Cultural Baños Árabes
    EUROPA PRESS

    JAÉN, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

    El subdelegado del Gobierno en Jaén, Juan Lillo, ha criticado este miércoles el modo de proceder de la Diputación a la hora de organizar la apertura del Centro Cultural Baños Árabes, o en el Palacio de Villardompardo, que se llevará a cabo por la tarde, ya que, según ha manifestado, ha tratado de "ningunear" al Estado a pesar de que éste "aporta el 60 por ciento de la inversión" inicial prevista.

    Así lo ha señalado Lillo en una rueda de prensa en la que ha hablado de "falta clara de lealtad institucional" hacia la Administración central por parte de la Diputación, a pesar de que ésta "recibe por transferencia directa de aquella más del 95 por ciento de su presupuesto", lo cual "no va a impedir", según ha puntualizado, que finalmente el Estado vaya a estar representado en ese acto a través de su persona.

    El subdelegado ha opinado que la Diputación ha organizado la reapertura del Palacio de Villardompardo "de forma precipitada", algo que no entiende porque, según ha defendido, la obra de remodelación que se ha llevado a cabo en dicho inmueble, propiedad de la institución provincial, "estaba terminada en diciembre de 2012", si bien "pendiente de unos retoques que se han añadido con posterioridad".

    Desde entonces hasta ahora, según ha señalado, ha habido "tiempo más que suficiente" para que desde la Diputación "se hubiera mandado un escrito, bien a la Subdelegación del Gobierno o al Ministerio de Fomento directamente, para ponerse a disposición de cuadrar las agendas", dado que, según ha subrayado, "tanto desde el gabinete de la ministra de Fomento --Ana Pastor-- como desde la Delegación del Gobierno en Andalucía se ha mostrado un interés especial en estas obras", hasta el punto, según ha señalado, de que la delegada, Carmen Crespo, visitó la misma en noviembre.

    En ese momento, Crespo "mostró su interés en organizar un acto importante en la reapertura para que tuviera la máxima trascendencia de cara a promocionar el interés turístico de la provincia" mediante un proyecto que parte, según ha agregado Lillo, de "un convenio firmado el 27 de julio de 2010 entre el ya extinto Ministerio de la Vivienda y la Diputación Provincial dentro de un programa especial de rehabilitación arquitectónica en materia de ordenación y fomento de edificación".

    Dicho acuerdo estaba orientado a "la realización de obras dentro del Palacio de Villardompardo para instalar en él un centro de interpretación de las rutas turísticas provinciales de Jaén", con "una inversión prevista de 1.273.426,15 euros, de los que el Ministerio aportaba el 60 por ciento --764.055,69 euros--, y el resto la Diputación".

    Con posterioridad, el Ministerio de Fomento, "que ha recogido las competencias del extinto de Vivienda, ha seguido puntualmente el desarrollo de la obra desde la Subdirección General de Arquitectura y Edificación".

    Pese a ello, según ha insistido el subdelegado, la Diputación ha organizado la reapertura del Palacio "sin contar con el Estado" e "impidiendo la asistencia al acto de la delegada del Gobierno en Andalucía y posiblemente de la ministra de Fomento, que se había interesado por esta inauguración, al no haber ajustado previamente las agendas".

    A pesar de "las inmejorables relaciones que desde la Subdelegación se mantienen tanto con la institución provincial como con su presidente", dicho organismo de la Administración central se enteró de que "posiblemente" el día 4 de junio se celebraría la apertura del Centro Cultural Baños Árabes "el 27 de mayo" mediante "llamada telefónica a la secretaría particular de la Subdelegación".

    Según el relato de Lillo, un día después, el 28 de mayo "a las 18,31 horas", se recibió un correo electrónico procedente de la Diputación "confirmando que a las 20,00 horas del 4 de junio se iban a inaugurar esas instalaciones". Al "estar cerradas las oficinas" de la Subdelegación a esa hora, tuvo conocimiento de ese correo "el 29 por la mayo por la mañana".

    "Inmediatamente", según ha continuado, se puso "en contacto con Madrid y Sevilla para intentar organizar el protocolo de ver quién iba a poder venir" al acto en representación del Ministerio o la Delegación del Gobierno, instituciones que "no habían recibido invitación", algo que también ha criticado, si bien ha aclarado que desde la Diputación se le ha explicado que la Administración provincial "se limita a invitar al subdelegado para que él invite a quien considere oportuno".

    Desde el pasado jueves, el subdelegado ha realizado "17 llamadas" al presidente de la Diputación, Francisco Reyes, pero "de forma sorprendente" no logró hablar con él "hasta este martes a las 14,00 horas", si bien aquel "le había devuelto la llamada a las 11,30 horas pero no se le pudo coger por estar reunido".

    POSIBLE VISITA DE LA MINISTRA

    En ese lapso de tiempo, además, Lillo pudo hablar con la vicepresidenta de la Diputación, Pilar Parra, el pasado lunes, a quien "le explicó la situación y le preguntó si era posible posponer el acto con objeto de que se le diera el realce que merece", con la posible presencia de la ministra, a lo que ésta respondió que "lo consultaría con el presidente, que estaba de viaje".

    Finalmente, Reyes, este martes a mediodía, le aclaró a Lillo "de forma tajante que los actos estaban organizados y no se pueden suspender". El subdelegado ha calificado de "desafortunada" la "actuación" del presidente de la Diputación, al tiempo que ha avanzado la posibilidad de que próximamente, "cuando se pueda", la ministra de Fomento visite los Baños Árabes.

    De producirse esa visita, "se invitará al presidente de la Diputación", según ha aclarado Lillo, que ha recordado en ese punto que la Administración provincial "es la dueña de las instalaciones". En esa línea, ha concluido subrayando que "el Estado, como no puede ser de otra manera, en esta cuestión, seguirá ayudando" a la institución provincial.