25 de octubre de 2020
25 de septiembre de 2020

El Parlamento rechaza que el Gobierno utilice el superávit de los ayuntamientos y le exige respeto a la autonomía local

El Parlamento rechaza que el Gobierno utilice el superávit de los ayuntamientos y le exige respeto a la autonomía local
Loles López, este viernes ante el Pleno del Parlamento - ALFREDO DE ANCA (PARLAMENTO DE ANDALUCÍA)

SEVILLA, 25 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Pleno del Parlamento andaluz ha aprobado este viernes una proposición no de Ley del PP-A en la que se manifiesta el rechazo de la institución al acuerdo entre la FEMP y el Ministerio de Hacienda sobre la utilización por parte del Gobierno central del superávit de los ayuntamientos --y que se plasmó en un decreto ley que fue rechazado este mes en el Congreso de los Diputados--, por ser "injusto y vulnerar el principio de igualdad entre municipios y ciudadanos".

La iniciativa ha contado con el apoyo de Ciudadanos (Cs), el rechazo del PSOE-A y la abstención de Adelante Andalucía, mientras que Vox ha apoyado un punto y se ha abstenido en otros dos.

El Parlamento de Andalucía ha reclamado además la apertura inmediata del proceso de diálogo entre las entidades locales y el Ministerio de Hacienda a fin de establecer unos criterios de reparto de los fondos basados en la igualdad y en la solidaridad.

Se defienda la elaboración de otro decreto ley, para ser tramitado con la mayor urgencia posible, en el que se recojan las medidas que sí cuentan con un amplio respaldo político: Un fondo estatal incondicionado de 5.000 millones para todos los ayuntamientos y otro específico para la financiación del transporte municipal; la ampliación del plazo de las inversiones financieras sostenibles, y la eliminación de la regla de gasto, el concepto de déficit y de estabilidad, al menos para 2020 y 2021.

La Cámara ha pedido también que el Gobierno de la Nación respete y garantice la autonomía que la Constitución Española y las leyes otorgan a las entidades locales para la gestión de sus recursos y para la gestión del dinero público, y ha expresado su apoyo a que los ayuntamientos puedan disponer libremente de los remanentes acumulados durante los últimos años, destinándolos a los proyectos y políticas que cada municipio determine en función de sus propias necesidades.

En defensa de la iniciativa, la presidenta del Grupo Popular, Loles Lópes, ha manifestado que Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, quisieron "perpetrar" un "atraco" a los ayuntamientos, que el Congreso de los Diputados tumbó. Ha indicado que alcaldes de 13 partidos políticos estaban de acuerdo en rechazar ese "atraco" del Gobierno central al superávit de los ayuntamientos, que es para atender las necesidades de los municipios y no para "pagar la factura de la ineficacia" del Ejecutivo nacional.

Ha agregado que ella ya no le pide al Ejecutivo nacional que trabaje, sino que con que se esté quieto y no se lleve el dinero de los andaluces, se conforma. Ha señalado que el PP está defendiendo a todos los alcaldes, ante el "desprecio" del Gobierno central, mientras ha lamentado que el PSOE-A no haya sido capaz de defender a sus alcaldes. López ha instado a ese partido a demandar al Ejecutivo nacional que "no se lleve el dinero de los andaluces".

Para el PP-A, el acuerdo de la FEMP y Hacienda que ha sido rechazado por el Congreso de los Diputados vulneraba la autonomía financiera de las entidades locales y establecía una inadmisible exclusión de los ayuntamientos que no disponen de remanente del reparto de los fondos provenientes de los Presupuestos Generales del Estado.

Por su parte, el diputado del PSOE-A Antonio Ramírez de Arellano ha criticado que el PP no presente ninguna alternativa realista y se limite a expresar que está "contento con la derrota" del Gobierno central en relación con la utilización del remanente de los ayuntamientos. Ha pedido al PP-A que deje el lenguaje de la "confrontación" y ha instado al Gobierno andaluz a hacer algo por los ayuntamientos.

Ha planteado al PP-A crear un fondo municipal con recursos de la Junta para aumentar las transferencias a los ayuntamientos.

En nombre de Cs, Carlos Hernández, ha considerado que la propuesta del PP-A es "buena", cuando ha defendido que los ayuntamientos son la administraciones más cercanas y "llevan mucho ahorrado, unos ahorros que son de los vecinos no de ningún partido político". Entiende que en una circunstancia tan grave como la que se vive hay que "flexibilizar" el uso de esos fondos, si bien ha lamentado que el Gobierno central "no ha estado a la altura de las demandas de los vecinos".

El diputado de Adelante Andalucía Guzmán Ahumada ha manifestado que la iniciativa del PP-A sólo busca el "circo" y supone una "enmienda a la totalidad" a la política municipalista del PP durante años y que "condenó" la autonomía local. Ha indicado que el PP-A habla en el primer punto de su iniciativa de un decreto que ya no "existe" y que está "muerto".

Por Vox, Ángela Mulas ha dicho que la iniciativa está bien pero "llega tarde" pues el Congreso no ha convalidado el decreto con el que el PSOE "ha intentado enfrentar a ciudadanos y crear municipios de primera, segunda y condenar a los que no tienen remanentes". El acuerdo, a su juicio, era "un atraco" y ha hecho hincapié en que una vez más "el socialismo demuestra que sus intereses están por encima del bien de la Nación", así como ha acusado al PSOE de intentar "hipotecar el futuro de los españoles".