10 de diciembre de 2019
  • Lunes, 9 de Diciembre
  • 21 de febrero de 2010

    Tomás Ruiz cumple un mes como alcalde de Atarfe "sin cambiar de política urbanística", según IU y PP

    ATARFE (GRANADA), 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

    Tomás Ruiz Maeso (PSOE) tomó posesión como alcalde de Atarfe (Granada) el pasado 15 de enero, después de que su antecesor, Víctor Sánchez, dimitiera tras ser condenado a tres años de prisión por un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente. Aunque un mes es "poco", los grupos municipales en la oposición, PP e IU, consideran que la situación en el Ayuntamiento ha cambiado en las "formas", pero no en el "fondo", porque la política urbanística "sigue siendo la misma".

    En declaraciones a Europa Press, el portavoz del PP, José Manuel Aranda, señaló que uno de los "problemas" del anterior alcalde fue la venta de patrimonio de suelo municipal, algo que "permanece", como se demostró en el pasado pleno, donde el PSOE aprobó una operación de esta naturaleza. "Seguimos sin saber adónde se va el dinero proveniente de esas ventas, por lo que parece que el camino que está tomando Ruiz Maeso es el mismo que Sánchez, que cuenta con ocho imputaciones de la Fiscalía después de denuncias del PP", apuntó Aranda.

    De hecho, según recordó el 'popular', en el acto de toma de posesión de Ruiz Maeso éste ya "celebró y respaldó" la política urbanística de Sánchez, lo que puede ser muestra de que su mandato va a estar marcado por el "continuismo". Por ello, el PP se mostró "preocupado" por que se vuelva a repetir la "mala imagen" que está dando a su entender el municipio, embarcado en más de una decena de procesos judiciales.

    Ruiz Maeso era concejal de Cultura con Sánchez como alcalde, por lo que en muchos de los asuntos que están en manos de los jueces el ahora primer edil "votó a favor", lo que podría derivarse "en algún tipo de responsabilidad" por parte de éste, apuntó Aranda, que esperó sin embargo que "por el bien del pueblo" el regidor "no se vea implicado".

    No obstante, los 'populares' permanecerán "expectantes" a las próximas decisiones, sobre todo en materia de urbanismo, que adopte Ruiz Maeso, con el objetivo de preservar los "intereses generales" de los atarfeños.

    "REHÉN" DE SU PASADO, SEGÚN IU

    Por su parte, la portavoz de IU, Rosa Félix, fue más allá y consideró que el actual alcalde es "rehén" del anterior, puesto que Sánchez sigue siendo el secretario general del PSOE en el municipio. "Eso implica que a la hora de decidir quién va a ser el candidato a alcalde para las elecciones, Sánchez tiene mucho que decir todavía", dijo a Europa Press Félix, que cree que Ruiz Maeso "no puede romper con el pasado" pero se ve obligado a poner "buena cara". Por lo tanto, "si se mueve para cambiar la situación, no sale en la foto".

    "El actual alcalde atiende amablemente a muchas personas en su despacho, cosa que no hacía Sánchez, que sólo se reunía con promotores inmobiliarios", dijo Félix, para quien Ruiz Maeso debe afrontar "ya" los "verdaderos problemas" del municipio, como las altas tasas de desempleo --Atarfe tiene unos 1.800 parados-- y centrarse además en la aprobación del presupuesto de 2010, que aún no ha sido llevado a pleno porque el primer edil "dice que aún no sabe cuál es la situación económica del Ayuntamiento" --el de 2009 se aprobó definitivamente en el mes de noviembre del mismo año--.

    En cuanto a la política urbanística, Félix coincidió con Aranda en que sigue siendo "la misma" que con Sánchez, "rozando la ilegalidad". En el último pleno, explicó, se aprobó un estudio detalle --procedimiento que ha llevado al ya ex alcalde en varias ocasiones a los tribunales-- "a pesar de que es claramente ilegal", una enajenación de suelo equipamental "que se ha enmascarado como patrimonial", y una innovación del planeamiento con hoteles "también muy dudosa".

    "Los problemas de Atarfe no van a tener por lo tanto una rápida solución", indicó la portavoz de la formación de izquierdas, que consideró que el municipio "necesita un cambio mucho más radical" para mejorar, que el actual "va a tener difícil hacer desde dentro".