3 de marzo de 2021
17 de enero de 2019

El Ayuntamiento de San Juan (Sevilla) será "vigilante" con el nuevo dueño de la casa de Otto Engelhardt

El Ayuntamiento de San Juan (Sevilla) será "vigilante" con el nuevo dueño de la casa de Otto Engelhardt
ARCHIVO

Asegura que se cerciorará de que la nueva propiedad cumple con la conservación del edificio y apoya declararlo como lugar de memoria

SAN JUAN DE AZNALFARACHE (SEVILLA), 17 Ene. (EUROPA PRESS) -

Ante la consumación de la venta de la casa neomudéjar de San Juan de Aznalfarache otrora residencia de Otto Engelhardt, el emblemático ingeniero alemán director de Sevillana de Electricidad y Tranvías de Sevilla y cónsul honorífico de Alemania en Sevilla, el Ayuntamiento de dicho municipio aljarafeño ha recordado su apoyo a la petición de que dicho enclave sea declarado como lugar de memoria histórica de Andalucía.

Después de que la asociación "Ben Baso" de profesores para la difusión y protección del patrimonio histórico alertase a la Dirección General de Memoria Democrática de la Junta de Andalucía de que este emblemático inmueble ha cambiado de propietario, fuentes del Ayuntamiento de San Juan han indicado a Europa Press que el Consistorio era consciente de que la sociedad inmobiliaria Aliseda había puesto en venta el inmueble y había recibido algunas ofertas, si bien la institución municipal desconoce a quién ha sido vendido el mismo.

El Ayuntamiento, según las citadas fuentes, sigue apoyando la demanda de que el enclave sea declarado como lugar de memoria histórica de Andalucía, manifestando que estará "vigilante" para que la nueva propiedad de la casa cumpla sus obligaciones en materia de conservación.

En su escrito, entregado este pasado lunes en la Consejería de Presidencia y recogido por Europa Press, Ben Baso señala la situación que afronta la conocida como Villa Chaboya, enclavada en San Juan de Aznalfarache en las faldas del cerro del que toma su nombre.

La casa, de estilo neomudéjar y atribuida al arquitecto regionalista Aníbal González, fue comprada en 1914 por el que fuera cónsul honorífico de Alemania en la capital andaluza y destacado prohombre de la Sevilla previa a la Guerra Civil, Otto Engelhardt, ejecutado el 14 de septiembre de 1936 por las tropas del general Gonzalo Queipo de Llano, en el marco de la represión del bando golpista.

Su familia residió en dicha vivienda hasta la década de los años 80, toda vez que la titularidad del inmueble recayó en el Banco Popular después de haber pasado por diferentes manos, y diversas voces reclaman que sea destinada a usos públicos relacionados con su historia. Ruth Engelhardt, bisnieta del ingeniero y diplomático alemán, manifestaba de hecho a Europa Press hace unos meses que frente al "deterioro" que sufre esta vivienda, lo "ideal" es que la misma fuese "un espacio público, una casa de la memoria histórica".

AL PLENO DEL AYUNTAMIENTO

Recientemente, por cierto, el pleno del Ayuntamiento de San Juan debatía la situación del edificio, manifestando el alcalde, el socialista Fernando Zamora, que el futuro del mismo había que "hablarlo con el banco" en el que había recaído la titularidad, en concreto el Banco Popular a través de su sociedad inmobiliaria Aliseda. Igualmente, exponía que el propio Ayuntamiento habría de adoptar una "decisión", anunciando que planeaba celebrar una reunión con representantes de la citada empresa inmobiliaria.

Al respecto, Ben Baso expone en este escrito que tras ser puesto en venta el edificio "en un portal de Internet" por un precio de 184.000 euros, el inmueble ha sido "adquirido" y "se desconoce quién es su nuevo propietario". En cualquier caso, el colectivo recuerda que pese a tratarse de un edificio "catalogado con un nivel de protección total" en el que "sólo es posible realizar obras de consolidación y embellecimiento", persiste su situación de "abandono y ruina".

Según Ben Baso, pese a las labores de cerramiento y desbroce acometidas en la casa y su parcela en diciembre de 2017, la construcción sigue acusando los efectos del "abandono y deterioro" y se teme "un desplome" después de que ya sucediese tal extremo con "algunas techumbres".

LA FIGURA DE OTTO ENGELHARDT

En paralelo, la organización recuerda la prolija trayectoria de Otto Engelhardt, su papel en la sociedad sevillana del primer tercio del siglo XX y los homenajes dedicados a su figura por el Ayuntamiento de Sevilla con la rotulación de una calle en su nombre o la reposición de la placa con la que contaba en el Parlamento de Andalucía, toda vez que San Juan de Aznalfarache ya le dedicó tiempo atrás toda una plaza.

Por eso, Ben Baso reclama a través de este escrito que la denominada Villa Chaboya sea declarada como lugar de memoria democrática de Andalucía, recordando las peticiones "anteriormente realizadas en ese sentido".