21 de agosto de 2019
5 de octubre de 2014

CUT pide abordar la confluencia de la izquierda "dejando el carné en la puerta" y garantizando procesos de primarias

Reclama que las candidaturas incorporen una "articulación jurídica" que permita que los votos sumen para disputar las diputaciones

CUT pide abordar la confluencia de la izquierda "dejando el carné en la puerta" y garantizando procesos de primarias
EUROPA PRESS/ARCHIVO

SEVILLA, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Candidatura Unitaria de Trabajadores (CUT), formación integrada en IULV-CA, ha considerado necesario abordar la confluencia de la izquierda de cara a futuros procesos electorales, "dejando el carné en la puerta" y garantizando un procedimiento de primarias "para huir de cualquier sospecha de pacto de cúpulas o mesas camilla", así como ningún acuerdo con el PSOE.

Así se precisa en un documento interno de la CUT, al que ha tenido acceso Europa Press, y en el que se insiste que hay que darle la palabra a la ciudadanía "no solo en el programa y en la política de alianzas, sino también en la confección de listas y en la elección de candidaturas".

Tras considerar que éste es el mejor método para que la transparencia fluya desde el inicio, la CUT indica que las candidaturas de confluencia deben incorporar "inevitablemente" una articulación jurídica que permita que los votos puedan sumar a la hora de disputar también las diputaciones.

La formación liderada por el alcalde de Marinaleda (Sevilla), Juan Manuel Sánchez Gordillo, destaca también que la convergencia es programática y que no se trata de establecer debates ideológicos sobre qué cultura política lleva la razón, "tendremos que ir todos a la confluencia, confeccionando de manera participada un programa".

"El programa no es una lista de demandas y reivindicaciones, sino la comprensión común de las tareas comunes", recalca la CUT, quien subraya que el programa debe definir el comportamiento ético de los cargos públicos y la política de alianzas, siendo necesario que el código ético de los cargos públicos se cumpla "escrupulosamente".

"NO QUEREMOS ENSILLONADOS"

Así, según se incluye, "quienes nos representes como cargos públicos deben estar bajo el mandato revocatorio de la asamblea en el caso de que no cumplan lo acordado democráticamente". "Deben repudiar los privilegios y dar ejemplo siendo los primeros a la hora de luchar y situarse en la última línea a la hora de disfrutar los beneficios de la lucha", asegura la CUT, que no quiere "ensillonados".

En relación a la política de alianzas, rechaza que se afronte tras las elecciones, sino con carácter previo. Y es que, en su opinión, la gente quiere estar informada y saber a qué atenerse. "Al igual que pensamos que la permanencia de IU en un gobierno con el PSOE es un lastre para la convergencia, consideramos que si queremos representar un nuevo tiempo no valen las argumentaciones de todos contra la derecha en el sentido de establecer gobiernos con el PSOE".

Para la CUT, el PSOE ha estado en las decisiones importantes en la misma trinchera que el PP y forma parte de las políticas de la Troika y del régimen. A su juicio, el nuevo tiempo exige que se tenga un debate sobre esta cuestión y que el electorado sepa y conozca cuál es la política de alianzas de forma previa a las elecciones, para que nadie se lleve a engaño. "Nosotros adelantamos nuestra opinión, que se sustancia en nada con el bipartidismo", añade.

Finalmente, señala que las elecciones "no son un fin en sí mismo" y que no constituyen ninguna solución real y definitiva para los problemas de la gente. Para la CUT, su objetivo nunca deberá ser gestionar las "miserias presupuestarias que nos deja el sistema", sino intentar la subversión del mismo, incluso dentro de esas mismas instituciones.

"No es la finalidad de la izquierda recortar mejor que la derecha, sino acabar con los recortes. Y las elecciones son un medio más del que disponemos para sumar fuerzas en la lucha por transformar la realidad, por cambiar el sistema, por derrocar el régimen y abrir un proceso de ruptura democrática y por derribar a los gobiernos de La Troika", concluye la CUT.

Para leer más