19 de enero de 2021
1 de diciembre de 2020

La Diputación aprueba el plan provincial de "reactivación" con los remanentes y el nuevo gasto no financiero

La Diputación aprueba el plan provincial de "reactivación" con los remanentes y el nuevo gasto no financiero
El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos. - DIPUTACIÓN DE SEVILLA / JESUS BARRERA - ARCHIVO

SEVILLA, 1 Dic. (EUROPA PRESS) -

La junta de gobierno de la Diputación de Sevilla ha aprobado este martes el diseño del plan provincial de "reactivación" previsto por la entidad para 2021, con 211,2 millones de euros de los remanentes o ahorros acumulados por la misma y los 59,3 millones de euros de gasto no financiero adicional sumado a los nuevos presupuestos, extremos ya aprobados por el pleno, merced a la supresión de las reglas fiscales.

Los créditos extraordinarios por valor de 211,2 millones de euros incorporados al presupuesto de 2020 para financiar este plan se dividen, groso modo, en cien millones de euros para medidas de fomento del empleo y de apoyo al tejido productivo; 550.000 euros para iniciativas de promoción turística; 60 millones para inversiones a gestionar por los ayuntamientos; 8,5 millones para actuaciones en casas consistoriales; cuatro millones para medidas de "agenda urbana"; dos millones para un programa específico de poblados de colonización; tres millones para tareas de sellado de vertederos; otros tres para la compra de vehículos de limpieza viaria; cinco millones para la finalización de obras en edificios culturales y deportivos ya en marcha; otros cinco para subvenciones de cultura y deporte y, por último, 20 millones de euros para cofinanciar proyectos subvencionados por la Unión Europea.

El 20 por ciento restante de los remanentes acumulados por la Diputación, de otro lado, será conservado por la misma como fondo de contingencia con el que maniobrar.

En paralelo, también gracias a la supresión de las reglas fiscales, el proyecto presupuestario de 2021 de la institución incorpora 59,3 millones de euros adicionales en materia de gasto no financiero, es decir gasto disponible para nóminas, inversiones, servicios o el funcionamiento corriente de la institución.

Esos 59,3 millones, recordémoslo, se traducen en el nuevo presupuesto, a grandes rasgos, en unos diez millones de euros adicionales para las actuaciones de mejora en la red provincial de carreteras; unos diez millones más para el Programa de Urgencia Municipal (PUM) de contrataciones temporales, que contará así con 15 millones más la aportación de los municipios; cinco millones de euros más para el programa provincial de ayudas ante la emergencia social para que cuente con un total de 7,5 millones; dos millones de euros en material sanitario; 4,16 millones para comprar vehículos para los servicios de recogida de residuos; unos 4,5 millones para obras del ciclo hidráulico; unos 2,5 millones para reforzar el Consorcio de Bomberos; cinco millones de euros para actuaciones en vías urbanas singulares; 2,4 millones para el fondo anual de contingencia; casi 700.000 euros para mejoras en parques empresariales; cerca de 11,5 millones para políticas de sociedad digital y unos 4,4 millones para obras en el patrimonio propio de la institución.

El presidente de la Diputación, Fernando Rodríguez Villalobos, ha insistido al respecto en que "más del 85% de los fondos van a ser gestionados directamente desde los consistorios, con el asesoramiento de la Oficina Técnica del Plan desde la Diputación".

En cuanto a la calendarización, el pleno de la Diputación ya ha aprobado el nuevo presupuesto y la incorporación de los remanentes, con lo que el nuevo documento que diseña la distribución de estos fondos será aprobado este mes, para iniciar el trabajo con los ayuntamientos en distintos proyectos y la realización de las bases de las convocatorias, toda vez que estas cantidades no podrán usarse hasta el 31 de marzo de 2021, cuando se haya liquidado el Presupuesto de 2020.

Para leer más