25 de abril de 2019
1 de junio de 2014

El PP-A lleva al Parlamento la reducción de escuelas andaluzas que impartirán enseñanzas artísticas superiores de Diseño

SEVILLA, 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Popular en el Parlamento de Andalucía ha elevado una pregunta al Consejo de Gobierno autonómico en la que cuestiona en comisión a la Consejería de Educación, Cultura y Deporte por los motivos por los que se ha planteado la resolución por la que se reduce el número de escuelas públicas andaluzas que impartirán enseñanzas artísticas superiores de Diseño.

Así reza en el texto de la cuestión, consultada por Europa Press, después de que a principios de mayo el departamento encabezado por Luciano Alonso, al hilo de la anunciada limitación de estas enseñanzas en varios centros andaluces, confirmara que la administración ha decidido posponer cualquier posible extinción y prorrogar un año la actual situación, de carácter experimental, con vistas a estudiar la tesitura y definir qué fórmula sería la mejor a partir del próximo ejercicio.

En este sentido, la secretaria general de Educación, Elia Maldonado, ha afirmado que "en ningún momento" se ha pensado en reducir o suprimir la oferta de las enseñanzas de Diseño en las Escuelas de Arte de Andalucía, sino "dotar a la comunidad de centros de referencia creados con carácter definitivo que, entre otras cuestiones, puedan proponer las titulaciones de los alumnos que actualmente cursan estos estudios superiores con carácter experimental".

Maldonado ha explicado que con una nueva estructura de dos centros creados con carácter definitivo (Almería y Cádiz), a los que estuviesen adscritas todas las enseñanzas de Diseño, se mantendrían estos estudios en los distintos centros que habían participado de forma voluntaria en el proceso.

El nuevo plazo permitiría avanzar en el diseño global del mapa de estas enseñanzas en la comunidad autónoma, cuyo plan de estudios está ahora mismo en tramitación, así como arbitrar el procedimiento para la obtención de las titulaciones.

Una vez concluido el plazo de presentación de alegaciones contra la resolución provisional, Maldonado ha explicado que se ha optado por esta prórroga de un curso escolar que permita consolidar estas enseñanzas y ajustar la configuración de los centros a la realidad socioeconómica.

LOS ALUMNOS SEGUIRÁN CON LAS PROTESTAS

De esta manera, la Junta ha asegurado a los afectados que en este año se diseñará la infraestructura necesaria para estos estudios, confirmando los flujos de demanda y la posibilidad de que los centros acaben adhiriéndose a los de Almería y Cádiz, que serían los destinos definitivos, extinguiéndose esta enseñanza, según la intención primitiva de la administración dada a conocer por los estudiantes, en Algeciras, Córdoba, Granada, Huelva, Jaén, Jerez, Málaga y Sevilla.

Para los alumnos, según ha explicado a Europa Press su portavoz, Rasa Slevaite, la resolución del Ejecutivo andaluz únicamente persigue "ganar tiempo" después de que en torno a un centenar de alumnos iniciara un proceso de recogida de firmas en la plataforma digital change.org, se concentrara a las puertas de la Consejería e informara por las calles de la capital hispalense de sus reivindicaciones, procediendo al reparto de panfletos explicativos.

"No parecen tener claro lo que van a hacer, aunque se nos ha asegurado que se va a invertir lo mínimo, sin lujos, para poder disponer de equipo, profesorado y aulas suficientes con vistas al nuevo curso que entra: el año que viene estaríamos en la misma situación", ha expuesto Slevaite.

La portavoz ha añadido que los estudiantes seguirán adelante con sus acciones de movilización, "porque no sabemos lo que va a ocurrir y tenemos que consolidar lo hecho y participar", siguiendo con la recogida de firmas y apuntando a posibles nuevas protestas.

Insisten los alumnos en que esta decisión se tomaría basándose en unos baremos "no publicados, sin tener en cuenta criterios objetivos y lógicos, como podrían ser las escuelas con más demanda, mejor situación, instalaciones, dotaciones o profesorado". "En las ciudades donde se quitarían hay más demanda que en Almería y Cádiz", ha subrayado.