26 de noviembre de 2020
8 de abril de 2006

Ustea considera "una burla" la presentación de la normativa que regula la asistencia jurídica al personal docente

SEVILLA, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

Ustea consideró hoy "una burla al profesorado" la presentación de la normativa que regula la asistencia jurídica al personal docente, ya que criticó el hecho que desde la Consejería de Educación presenten como novedosa una iniciativa que, según el sindicato, "ya tenía publicada en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) desde hace casi cinco años".

En un comunicado remitido a Europa Press, Ustea consideró que esta "ridícula" situación que se produjo el pasado día 6 en la Mesa de Educación, "no es más que un signo inequívoco de que la Consejería no pretende avanzar nada en cuanto a la defensa jurídica del profesorado y su compromiso con el mismo", ya que sostuvo que ahora "presenta como nueva" una normativa copiada "casi literalmente" de la que ya existía desde noviembre de 2001.

La Consejería ha intentado con esto, en opinión de Ustea, "acallar las voces de los profesores, que reclamaban soluciones al gobierno", después de los últimos casos de agresiones al profesorado en diferentes centros y provincias andaluzas, y de las "masivas" manifestaciones de los docentes en Granada, Almería y Málaga.

La nueva normativa, que ya existía como Resolución emanada de unas Instrucciones, es elevada ahora a rango de Orden, y lo único que se modifica, según Ustea, es que se explicita que son los servicios de Inspección educativa correspondientes los que han de actuar, informar y orientar al profesorado afectado, que se establecerán medidas de atención psicológica a los docentes y que se amplía el ámbito de aplicación de las medidas a los inspectores, personal de Equipos de Orientación y Personal Laboral de Educación.

Desde Ustea reclamaron "responsabilidad y seriedad", por un lado, a la Consejería para que "asuma responsabilidades y ponga soluciones sobre la mesa", y por otro, a los sindicatos "para que denuncien claramente y pongan en evidencia situaciones tan grotescas como ésta".

Además, el sindicato aseguró que si el profesorado exigía compromisos y soluciones con esta normativa publicada desde hace cinco años, "la misma normativa no puede ser ahora la solución y menos la respuesta a las demandas del profesorado tras las agresiones de los últimos meses".

En este sentido, recordó cuáles son las reivindicaciones del profesorado, que incluyen, entre otras, la reducción de la ratio en aquellos centros y cursos donde se detecten deficiencias en la convivencia, incorporación de profesorado de refuerzo y personal especializado para la resolución de conflictos, tratamiento específico para el alumnado objetor y disruptivo.

Del mismo modo, también piden la implicación y responsabilidad de la familia en el comportamiento del alumnado, que se favorezca una distribución equitativa de alumnos problemáticos en todos los Centros sostenidos con fondos públicos, que se impida que haya centros concertados que, con diversos métodos, seleccionen discriminatoriamente al alumnado.

Además de estas medidas, los docentes demandan facilitar la adopción de proyectos específicos en los centros de la zonas más problemáticas, proyectos deberán estar especialmente reforzados en personal e infraestructuras.