15 de octubre de 2019
  • Lunes, 14 de Octubre
  • 12 de marzo de 2009

    Estudiantes de la Universidad de Zaragoza se manifiestan hoy para pedir la paralización del Plan Bolonia

    ZARAGOZA, 12 Mar. (EUROPA PRESS) -

    Estudiantes de la Universidad de Zaragoza se manifiestan hoy para pedir la paralización del Plan Bolonia, que supone la adaptación de la universidad española al Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), convocados por la Asamblea contra la Privatización de la Universidad.

    La manifestación, que está acompañada por una jornada de huelga, comenzará a las 11.30 horas en el Edificio Interfacultades del campus de San Francisco de la Universidad de Zaragoza y llegará hasta la plaza del Pilar, frente a la Delegación del Gobierno en Aragón, donde leerán un manifiesto.

    Esta movilización coincide con otras convocadas en 30 ciudades españolas, según explicó a Europa Press el portavoz de la Asamblea, José López, al tiempo que recordó que en Zaragoza han manifestado su adhesión a esta acción diferentes partidos políticos, sindicatos, asociaciones y otros colectivos universitarios.

    'Por una educación pública, no a Bolonia, no a la LOU' (Ley Orgánica de Universidades) se leerá en la pancarta de cabecera, que irá seguida de otra donde se indicará 'Ni fábrica de precarios, ni escuela de élites'.

    La movilización pedirá, además de la paralización del proceso de Bolonia, la defensa de la universidad pública y el rechazo a la mercantilización de la universidad, comentó José López.

    La Asamblea mantiene un encierro desde el pasado 9 de diciembre en el Edificio Interfacultades de la Universidad de Zaragoza para mostrar su rechazo al Plan Bolonia. Además, en estos tres meses han repartido de 20.000 trípticos informativos y unas 50.000 octavillas y cuartillas.

    También han impartido charlas en todas las facultades y centros de la Universidad de Zaragoza, donde han instalado meses informativas el último mes.

    Asimismo, han pronunciado charlas en asociaciones de vecinos de Zaragoza, institutos y colegios; han mantenido reuniones con diferentes organizaciones sindicales y políticas, y han recogido firmas en contra del Plan Bolonia, superando las mil.