15 de septiembre de 2019
  • Sábado, 14 de Septiembre
  • 29 de noviembre de 2009

    La exposición 'Trincheras de Huesca' narra en imágenes, mapas y objetos la historia de la Guerra Civil en esta provincia

    HUESCA, 29 Nov. (EUROPA PRESS) -

    La exposición 'Trincheras de Huesca. Historia rescatada de la Guerra Civil' repasa con la ayuda de imágenes, objetos y mapas, los puntos clave de la contienda en la provincia de Huesca, aquellas zonas donde los vestigios de la guerra testimonian las vivencias de los combatientes de ambos bandos.

    La muestra, fruto del trabajo y la iniciativa del doctor en Historia y coronel de artillería en la reserva Fernando Martínez de Baños y del fotógrafo Pedro Salaverría, se inaugura mañana lunes, 30 de noviembre, en la sala CAI de Huesca, donde podrá visitarse hasta el día 22 de diciembre, de lunes a viernes, en horario de 18.30 a 21.00 horas.

    Fernando Martínez de Baños trabaja desde el año 2006 en el proyecto 'Amarga Memoria', que impulsa el Gobierno de Aragón, y, después de haber localizado y documentado los vestigios de la Guerra Civil en la provincia de Zaragoza, ahora se trataba "de hacer una publicación sobre Huesca", indicó Martínez de Baños.

    En declaraciones a Europa Press, explicó que para realizar esta publicación "he buscado los vestigios, los he documentado, he obtenido sus coordenadas y los he localizado en el mapa", trabajo que se reflejará en una publicación que verá la luz el próximo mes de febrero.

    Sin embargo, Martínez de Baños y Pedro Salaverría decidieron mostrar previamente en una exposición sus hallazgos, una muestra que surge por su propia iniciativa y en la que cuentan con la colaboración de CAI Huesca.

    En esta exposición "de autor" han dividido el frente de la Guerra Civil en Huesca en 25 sectores, de modo que cada sector se acompaña de una imagen representativa de un lugar "donde hubo acción de combate, donde quedan vestigios de patrimonio militar", como fortines o trincheras.

    Las imágenes figuran con un breve texto en el que se da cuenta de lo ocurrido en el lugar fotografiado, incluyendo testimonios y textos de autores como George Orwell, tomados de su libro 'Homenaje a Cataluña'. "Así confeccionamos un discurso tocando todos los puntos y zonas geográficas que deberían reflejarse al analizar las zonas de batalla de la Guerra Civil en esta provincia", afirmó Martínez de Baños.

    En la exposición se encontrarán, además, tres mapas "dibujados en 1938 por los topógrafos nacionales de las defensas de Huesca", en los que figuran las posiciones y sectores de tiro, un documento "muy interesante", valoró, que ha cedido la Comandancia Militar de Zaragoza y Teruel.

    CINCO SITUACIONES "COMUNES"

    Asimismo, en el centro de la sala se diferencian cinco pedestales, cinco pequeños apartados, en los que "dejamos constancia de algo común a todos los combatientes: la sed, el rancho, cavar trincheras, la lluvia y el combate".

    En cada apartado, "hemos puesto material que he encontrado en las trincheras y está en el estado en el que lo encontré", de modo que se pueden ver picos para cavar la tierra, latas de conserva, cantimploras, botellas y metralla hallada en el campo de combate.

    De esta forma, los autores desean contar la historia de la Guerra Civil en Huesca "sin que nadie se enfade. Queremos contar objetivamente algo ocurrido en estos lugares, sin ofensas" y teniendo en cuenta "a ambos lados", apuntó Fernando Martínez de Baños, para agregar que la idea "es que la gente salga satisfecha de la exposición" y conozca más detalles y curiosidades sobre la contienda.

    VESTIGIOS DE LA GUERRA EN 25 IMÁGENES

    La muestra 'Trincheras de Huesca. Historia rescatada de la Guerra Civil' se basa en un total de 25 imágenes del fotógrafo Pedro Salaverría. Todas las fotografías son de gran formato y, algunas de ellas, panorámicas.

    En declaraciones a Europa Press, Pedro Salaverría explicó que a la hora de captar las imágenes "he tenido mucha libertad para hacer lo que he querido", aunque se basó "en una serie de emplazamientos y parámetros" marcados por Martínez de Baños, pero "la parte creativa corría de mi cuenta", precisó.

    Las imágenes se tomaron, en su mayor parte, en los meses de verano, aunque también se captó alguna en los primeros meses de este año, y hasta conseguir las que se incluyen en la muestra el fotógrafo viajó en distintas ocasiones hasta los emplazamientos, para lograr la fotografía deseada del lugar.

    En todas ellas, "he intentado ponerme en el lugar de los combatientes", señaló Salaverría, de modo que las fotografías reflejan aquello que vieron los combatientes de ambos bandos, desde distintas posiciones, atacando y defendiendo su zona.

    Entre las imágenes más curiosas, "le tengo mucho cariño a una de las que hice en Santa Quiteria" y que corresponde "al primer día en el que estuvimos viendo las trincheras", en una fría jornada de enero, recordó Pedro Salaverría. También llamará la atención del público una imagen de un búnker ubicado en Fraga, una fotografía captada de noche y en la que aparece como fondo la capital del Bajo Cinca iluminada.