25 de enero de 2020
  • Viernes, 24 de Enero
  • 30 de noviembre de 2009

    El Gobierno de Aragón restaurará los murales de Goya en la Cartuja de Aula Dei con 500.000 euros de inversión

    ZARAGOZA, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

    El Gobierno de Aragón acometerá la restauración de los murales obra de Francisco de Goya en la iglesia de la Cartuja de Aula Dei con una inversión de 500.000 euros, que permitirá consolidar, eliminar sales y fisuras, limpiar y proteger las obras. El plazo de ejecución de los trabajos tendrá una duración de 22 meses, una vez que la Comisión de Patrimonio apruebe esta intervención.

    La consejera de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, María Victoria Broto, acompañada por el director general de Patrimonio Cultural, Jaime Vicente, y el jefe de sección de Bienes Muebles del Ejecutivo autónomo, José Félix Méndez, visitaron hoy los trabajos de restauración de los murales, que están siendo analizados para actuar sobre los daños que se observen, entre ellos, fisuras y grietas, problemas de sales y el envejecimiento propio del paso del tiempo en las obras.

    En declaraciones a los medios de comunicación, la consejera María Victoria Broto remarcó el "gran esfuerzo" que realiza el Ejecutivo autónomo en la restauración del patrimonio aragonés y el "claro compromiso" que se mantiene por conservar las obras de Goya, "la figura más importante de la pintura en Aragón".

    En este caso, se va a trabajar en siete escenas que pintó Francisco de Goya en la iglesia de la Cartuja de Aula Dei y que se han conservado, porque "una vez restaurada la cúpula Regina Martyrium (obra del pintor aragonés en la Basílica del Pilar), teníamos que hacer un trabajo de reconocimiento del estado en el que estaban estos murales", para acometer su restauración.

    En un estudio previo "se ha comprobado que tenemos algunos problemas con sales en algunas escenas y queremos restaurarlas y conservarlas", pero será "un trabajo largo", advirtió la consejera, al recordar que la restauración de pinturas supone una labor "muy minuciosa". El periodo de ejecución será de 22 meses, aunque "esperamos no encontrar demasiadas dificultades y poder acortar este plazo", agregó.

    Los trabajos se realizarán, además, "sin interferir en la vida monacal de los monjes" que residen en la Cartuja de Aula Dei y, por tanto, se coordinarán las labores de restauración con sus horarios y también con las visitas que el último sábado de cada mes se realizan en este complejo.

    ESCENA MÁS DETERIORADA

    Por su parte, el jefe de sección de Bienes Muebles del Ejecutivo aragonés, José Félix Méndez, explicó los detalles del proceso de restauración y el estado de las escenas, para señalar que la más deteriorada es la escena de los 'Desposorios', con una grieta que atraviesa la obra.

    En este sentido, indicó que las fisuras y grietas en los murales se deben a que "este es un edificio de ladrillo, y los edificios de ladrillo tienen un cierto movimiento que produce fisuras" en caso de que exista "humedad o contracciones" en su estructura.

    "La grieta fundamental" se encuentra en la escena de los 'Desposorios', que "estaba sellada, pero por movimientos" del edificio y por la pérdida de "elasticidad" del material de sellado, "se ha vuelto a abrir", de modo que ahora se limpiará esta fisura, se pondrá nuevo material "para garantizar la elasticidad y luego habrá que reintegrar todas las zonas de los bordes que se han levantado por los movimientos".

    Aunque "ésta es la grieta más importante, en todas las escenas hay fisuras que tenemos que analizar", apuntó Méndez, al tiempo que precisó que "hasta que no estemos en cada una de las escenas", analizando su estado, "no tendremos una idea clara de sus daños".

    Al problema de las grietas, se suma que "se ha localizado una concentración de sales en otras escenas", así como los problemas relacionados con el envejecimiento de las obras y con el deterioro de la capa de color que se produjo debido a la humedad, cuando la Iglesia fue utilizada, tras la desamortización, como secadero de una fábrica de tejidos.

    De momento se está analizando cada mural y ahora se trabaja en la escena de la 'Anunciación a San Joaquín y Santa Ana por los ángeles'. Una vez que se haya redactado el proyecto, éste deberá ser presentado y aprobado por la Comisión de Patrimonio.

    "Pensamos que a lo largo del mes de diciembre podremos presentarlo ya y hemos calculado que la intervención en cada escena será de dos o tres meses", aunque el plazo de los trabajos dependerá del estado de cada obra.

    GOYA EN LA CARTUJA DE AULA DEI

    Francisco de Goya decoró la iglesia de la Cartuja de Aula Dei con once murales pintados al óleo con escenas sobre la vida de la Virgen. De éstos se conservan siete ya que el resto se perdieron como consecuencia del abandono del monasterio tras la desamortización.

    La Cartuja de Aula Dei es uno de los conjuntos monumentales más importantes de Aragón, desde el punto de vista arquitectónico, así como por las obras de arte que acoge en su interior. Fue la primera cartuja que introdujo novedades adaptando la arquitectura a la vida de los monjes, consiguiendo de este modo una mayor funcionalidad.

    La parte más destacada de este espacio es su iglesia. Fue construida por los maestros Martín de Miteça y Miguel de Riglos entre 1564 y 1567, siguiendo esquemas propios del gótico tardío. La ornamentación más importante del templo data de la segunda mitad del siglo XVIII.

    En el interior, destacan las pinturas murales de Francisco de Goya, fechadas hacia 1774. De las once pinturas que realizó el pintor aragonés se conservan hoy siete; las cuatro desaparecidas fueron pintadas de nuevo en 1903 por Paul y Amedée Buffet.

    A este respecto, José Félix Méndez precisó que aún se discute el año en que Goya realizó estos murales, ya que se toma 1774 como año de referencia en base a "un documento de contrato de la Cartuja con el albañil que hace los bancos".

    Sin embargo, "otros historiadores deducen del análisis de las escenas que Goya las pintó en diferentes épocas". "De nuestro trabajo ahora surgirán más elementos de juicio" para comprobar qué teoría es "más cierta", aunque "personalmente pienso que las pintó en diferentes épocas", aseveró.

    La Cartuja de Aula Dei sigue siendo hoy en día un monasterio masculino de clausura. No obstante, la iglesia y sus pinturas pueden ser vistas por el público gracias a un acuerdo entre el Gobierno de Aragón y el propio monasterio.