18 de octubre de 2019
14 de abril de 2014

El Gobierno de la ciudad replica al PP que no baraja la posibilidad de elevar la velocidad en tercer cinturón

El Gobierno de la ciudad replica al PP que no baraja la posibilidad de elevar la velocidad en tercer cinturón
DGT

ZARAGOZA, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Zaragoza no considera la posibilidad de aumentar los límites de velocidad de las vías urbanas de la capital aragonesa, tal y como propone el PP, ya que las investigaciones técnicas demuestran que se trata de una práctica que favorece la siniestralidad y aumenta la gravedad de las lesiones.

El Ayuntamiento de Zaragoza lleva diez años trabajando con dedicación para reducir los siniestros de tráfico en la ciudad. Con ese motivo puso en marcha en 2004 el Plan Director de Seguridad Vial que, en una década, ha conseguido un descenso de los fallecidos en accidente de circulación en un 56,4 por ciento respecto a la década anterior, y ha rebajado los heridos graves justo a la mitad.

La vigilancia, la formación, la pacificación de calles, el control de las alcoholemias, el respeto a los semáforos, y, por supuesto, el estricto control de la velocidad está haciendo que poco a poco se reduzcan los accidentes de tráfico en la ciudad, así como sus efectos, han indicado en una nota de prensa.

Se trata además de una apuesta por un modelo de ciudad en el que las personas ganan espacio, los coches, por lo que proponer más velocidad en vías como el tercer cinturón "es retrotraernos a un debate superado hace muchos años".

A MÁS VELOCIDAD MENOS PROBABILIDAD

Asimismo, las investigaciones técnicas alertan de que a más velocidad de impacto hay más posibilidades de sufrir lesiones graves o mortales. Así, y según el Consejo Europeo de Seguridad en el Transporte la probabilidad de morir en un impacto a 80km/h es 20 veces superior que la de los pasajeros de otros móvil que colisionen a 30 km/h.

De la misma manera y respecto a los atropellos, que es un accidente típicamente urbano y según los estudios de la Organización Mundial de la Salud, un peatón arrollado a 50 km/h tiene un 80 por ciento de riesgo de morir. Si el móvil circula a 30km/h, el riesgo disminuye un 10 por ciento, pero si en el desplazamiento se llega a los 80 km/h, las posibilidades de muerte del peatón son prácticamente del cien por cien.

Por eso, el Gobierno del Ayuntamiento de Zaragoza considera que la propuesta del portavoz del PP, Eloy Suárez, "no se ajusta a un plan de trabajo, como el Plan Director de Seguridad Vial, que está dando buenos resultados, y que es referencia para otras ciudades españolas, ni tampoco responde a la filosofía de las más modernas investigaciones europeas que siguen viendo en la velocidad la mayor causa de accidente y la mayor gravedad de los mismos", han opinado.

Por otra parte, el tercer cinturón, en el que Eloy Suárez pide un aumento de velocidad de circulación, es una vía urbana con semáforos y pasos de peatones, donde un incremento, aunque fuera por tramos, generaría "más confusión, indefinición e inseguridad en conductores y peatones".