16 de enero de 2021
26 de agosto de 2018

El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido intenta superar la estacionalidad de las visitas en el año de su centenario

El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido intenta superar la estacionalidad de las visitas en el año de su centenario
GOBIERNO DE ARAGÓN - ARCHIVO

TORLA (HUESCA), 26 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido trata de acabar con la tradicional estacionalidad de las visitas, que se concentran sobre todo en verano, con la puesta en marcha de varias iniciativas que se enmarcan en el año en el que se cumple el centenario de su declaración.

Aunque todavía no se disponen de los datos de visitas de este año, que se revelarán a finales de 2018, el director del Parque Nacional, Manuel Montes, ha explicado a Europa Press que "la impresión es que este año sigue la misma tónica que los anteriores, obviamente el centenario tiene un efecto llamada, pero no podemos cuantificarlo aún".

De acuerdo con los datos de visitantes que recibe el Parque en 2016 y 2017, en ambos casos, el mes en el que más visitas se registran es el de agosto (142.850 y 156.150, respectivamente), superando en unos 50.000 a julio, el segundo mes que más se reciben hasta alcanzar los 94.750 turistas en 2017.

El total de personas que visitan Ordesa y Monte Perdido en 2016 es de 608.950, cifra algo superior a la de 2017, cuando asciende hasta las 566.950 personas.

En cuanto a los Centros de Visitantes y Puntos de Información, en 2016 y 2017 atienden durante a un total de 293.724 y 258.827 turistas, respectivamente. Aquellos que registran un mayor número de visitantes son, en ambos años, los de Torla y Pineta, aunque no todos permanecen abiertos el mismo periodo de tiempo.

Según ha manifestado el director del Parque, "la estacionalidad es evidente, no hay más que observar los datos, sin embargo, el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad ha aumentado el presupuesto para ampliar los periodos de contratación del personal de Sarga, por lo que los servicios de información y vigilancia del Parque verán aumentado, también, su periodo de operatividad".

Montes ha abundado a este respecto que, con los actos de promoción del centenario "se persigue la desestacionalización". "Por ejemplo, hemos presentado un vinilo que recorre el túnel de la Estación Sur de Madrid y, precisamente, se ha colocado en estas fechas con la intención de que los visitantes planeen su viaje después de verano", ha añadido.

PERFIL DE LOS VISITANTES

Respecto al tipo de visitantes que recibe el Parque Nacional, ha puntualizado que "no existe un perfil concreto". "Hay un turismo familiar que practica senderismo por caminos sencillos y también hay otro turismo de montañeros que hace recorridos más de alta montaña o de escalada, en las zonas en las que está permitida", ha precisado.

Asimismo, Montes ha destacado que hay una "numerosa presencia extranjera" en las instalaciones del Parque, "fundamentalmente francesa, pero también de otros países centroeuropeos". Además, aunque de una forma menos abundante, "llegan visitantes de cualquier nacionalidad", ha apostillado.

"El martes de la semana pasada atendieron a unos australianos en el centro de visitantes de Torla, por donde han pasado también neozelandeses, japoneses, canadienses o israelíes, por ejemplo", ha apuntado Montes.

En cuanto a las rutas de Ordesa y Monte Perdido, el director ha indicado que "la más demandada en el Valle de Ordesa es la senda de las cascadas hasta la Cola de Caballo, aunque hay quien llega sólo a las cascadas del Estrecho o a las Gradas de Soaso".

Conforme a lo señalado por el director, "la Faja de las Flores también suscita interés, pero es una excursión más complicada y no apta para todo tipo de personas, como sucede con las clavijas de Cotatuero".

Por otro lado, la senda de Cazadores "se recomienda en sentido ascendente, nunca descendente", y permite ir hasta la Cola de Caballo haciendo un circuito circular, que vuelve por el fondo del valle aunque requiere un mayor esfuerzo que hacer ida y vuelta por el fondo del valle", ha comparado Montes.

ACTIVIDADES

El director de Ordesa y Monte Perdido también ha subrayado la "gran cantidad" de actividades que se han organizado con motivo del centenario.

"Tenemos un grupo de cuentacuentos que van rotando por diversos núcleos de población de los municipios de la zona, excursiones guiadas por cada uno de los sectores del Parque que se han venido haciendo durante el verano, una teatralización de la declaración del Ordesa y Monte Perdido como Parque Nacional en 1918", que se llevó a cabo en Torla el día de la conmemoración del centenario, y que se repetirá en una versión más corta en otros municipios cercanos.

Además, el Organismo Autónomo Parques Nacionales (OAPN), ha organizado el hermanamiento entre municipios de los dos Parques centenarios, Ordesa y Monte Perdido y Picos de Europa, un seminario de conferencias en cada uno de ellos y un homenaje por parte de una representación de las Cortes Generales que descubrirá una placa conmemorativa en ambos.

También se espera la visita de Su Majestad el Rey Felipe VI al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido "en una fecha aún por confirmar" según ha matizado el director de este enclave natural protegido, que ha recordado a su vez que, debido a que en 2019 se prorroga la denominación como Acontecimiento de Especial Interés Público, "es de esperar que algunas de las actividades mencionadas tengan todavía continuidad".