24 de octubre de 2020
20 de septiembre de 2020

La Red Aragonesa de Desarrollo Rural renueva su junta directiva

ZARAGOZA, 20 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Asamblea de la Red Aragonesa de Desarrollo Rural (RADR) ha renovado esta semana su junta directiva. Su nuevo presidente es el responsable de la Oficina de Fomento y Desarrollo de la Comarca Cuencas Mineras (Ofycumi), José María Merino Abad.

De esta forma, la nueva junta directiva está compuesta por grupos que forman parte de la iniciativa europea para hacer frente a la despoblación, Leader. En concreto, por la Asociación Para El Desarrollo Rural Integral de la Comarca Campo de Belchite (Adecobel), la Asociación para el desarrollo integral de la Cuna de Aragón (Adecuara), la Asociación de Desarrollo Integral de la Comarca de Calatayud y Comarca del Aranda (ADRI), la Asociación para el Desarrollo de la Comarca Gúdar-Javalambre (Agujama), la Asociación Para El Desarrollo de la Tierras del Moncayo (Asomo), el Centro de Desarrollo (CEDER) Monegros, el Centro Para El Desarrollo de Sobrarbe y Ribagorza (Cedesor) y Ofycumi).

Además, en la Asamblea se han abordado varios asuntos de su funcionamiento económico y organizativo, como la aprobación de las cuentas de 2019 y del presupuesto de 2020.

En este contexto, José María Merino ha afirmado que la nueva junta directiva comienza su andadura con importantes retos: "El nuevo escenario en el que se desarrollarán las estrategias de desarrollo rural Leader 2021-2027 y la evolución de las políticas, tanto europeas como españolas y aragonesas de desarrollo rural y lucha contra la despoblación, máxime tras la crisis provocada por la COVID-19 en nuestra sociedad --económicos, sanitarios y políticos-- y el incierto panorama".

Las estrategias Leader 2014-2020 han apoyado, hasta el momento, más de 2.600 proyectos privados y públicos que han invertido en nuestro medio rural un total de 90 millones de euros con una ayuda de 50 millones. Solo los proyectos de los emprendedores y pequeños empresarios rurales de Aragón han invertido más de 82 millones de euros con una ayuda pública de 32 millones. Con su apuesta por seguir viviendo en su pueblo, y con la ayuda de la Unión Europea y del Gobierno de Aragón, han contribuido a crear en los pueblos de Aragón más de 1.200 empleos y a consolidar otros 4.000.

Para leer más