24 de febrero de 2020
17 de enero de 2020

Sánchez Quero (DPZ) reclama a las entidades financieras la "máxima sensibilidad con los habitantes del medio rural"

El presidente de la Diputación de Zaragoza anuncia una moción para que garanticen el servicio en pequeños y medianos municipios

Sánchez Quero (DPZ) reclama a las entidades financieras la "máxima sensibilidad con los habitantes del medio rural"
El presidente de la Diputación de Zaragoza, Juan Antonio Sánchez Quero. - EUROPA PRESS - ARCHIVO

ZARAGOZA, 17 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Diputación de Zaragoza (DPZ), Juan Antonio Sánchez Quero, ha reclamado este viernes a las entidades bancarias "la máxima sensibilidad con los habitantes del medio rural". "La exclusión financiera es otra de las discriminaciones que sufren
los vecinos de nuestros pueblos, por eso les pido a los bancos que sean plenamente conscientes de la responsabilidad que tienen", ha señalado.

Además, Sánchez Quero ha anunciado una moción en el próximo pleno de la DPZ para que las entidades financieras y las administraciones garanticen la prestación de este servicio en los pequeños y medianos municipios.

"Por supuesto que las instituciones públicas debemos colaborar, y de hecho desde la Diputación de Zaragoza ya estamos trabajando en ello, pero son los bancos los que prestan el servicio y los que no pueden olvidar que la crisis cerró cientos de sucursales obligando a los vecinos de muchos pueblos a tener que desplazarse a
otras localidades para hacer cualquier gestión", ha subrayado Sánchez Quero.

El máximo responsable de la DPZ además ha destacado que "muchas personas, sobre todo las que ya tienen una cierta edad, no pueden completar los trámites bancarios por Internet, no saben hacerlos o simplemente prefieren realizarlos en persona porque se sienten más cómodos".

En este sentido, el presidente de la Diputación de Zaragoza ha recordado que un estudio realizado por el Banco de España en 2018 puso de manifiesto que entre 2008 y 2017, un total de 4.109 municipios españoles perdieron la única oficina bancaria de la que disponían. "Eso dejó sin los servicios bancarios que ofrecían esas sucursales a más de 1,2 millones de personas", ha lamentado Sánchez Quero.

"Entonces en Aragón ya había 413 municipios sin oficina bancaria, pero seguro que en los dos últimos años esas cifras han seguido aumentando".