19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 22 de julio de 2009

    ENCE-Navia ha sustituido los combustibles fósiles por biomasa en un 60% en 10 años

    OVIEDO, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

    ENCE-Navia ha sustituido los combustibles fósiles por biomasa en un 60 por ciento en diez años. Los datos se hicieron públicos hoy con motivo de la presentación de los resultados ambientales de 2008 en el que se realizó un resumen de los diez años de datos validados conforme al exigente reglamento europeo de Ecogestión y Ecoauditoría, EMAS, constatando su mejora continua con significativas reducciones en parámetros como el consumo de fuel y de agua o la materia orgánica del efluente líquido.

    La presentación de la Declaración Ambiental del año 2008 es el requisito fundamental del reglamento europeo de Ecogestión y Ecoauditoría (EMAS), al que ENCE-Navia se adhirió voluntariamente en 2002, validándose en ese momento los datos de los tres años precedentes.

    Así, en los diez años de validación según EMAS, se ha reducido la DQO (Demanda Química de Oxígeno) del efluente líquido en un 60%. Este parámetro nos permite medir la capacidad de la materia orgánica del efluente para degradarse en el entorno y supone uno de los avances más importantes en la reducción de la huella ambiental del complejo. Igualmente, en la última década se ha reducido más de un 35% el consumo de agua y un 60% el consumo de combustibles fósiles, que se han sustituido por biomasa.

    En este sentido, el director del complejo industrial, Eduardo García, indicó que "mantenerse en el registro EMAS significa que la fábrica de celulosa no ha dejado de mejorar su impacto ambiental en esta década". "Eso es algo que también avala la certificación ambiental de la fábrica, según la norma ISO 14001, que anualmente se valida, junto a la de calidad y seguridad laboral" García también destacó la importancia de la Declaración Ambiental, ya que se trata de un documento público que es validado por auditores externos y que, posteriormente, se remite al Ministerio de Medio Ambiente para que lo ratifique.

    Por su parte, el jefe del departamento de Medio Ambiente, Hernando del Pozo, hizo un recorrido por la Declaración Ambiental destacando, en cuanto al efluente líquido la reducción del contenido de sólidos en suspensión en un 51% en la última década. También ha disminuido la presencia de compuestos orgánicos halogenados (AOX), es decir, el remanente de productos químicos que contiene el efluente, en un 26% respecto a 2007.

    En cuanto a las emisiones atmosféricas, destaca la reducción del número de focos de emisión, la instalación de monitores en continuo para todos los parámetros sujetos a control medioambiental y la compra de una caseta automática de control de calidad del aire.

    Eduardo García incidió en el compromiso ambiental de ENCE-Navia e indicó que "este camino de mejora continua ha sido el que se ha seguido en los últimos diez años y es el que se seguiremos, apostando por las mejores tecnologías disponibles para reducir nuestro impacto y para ser cada vez más sostenibles".

    Entre los objetivos para 2009, además de continuar trabajando en la mejora de la calidad del efluente líquido, ENCE-Navia desarrolla un estudio pormenorizado de los consumos de agua en cada área para la mejora en la gestión de los recursos naturales. Otra de las metas será continuar en la línea de reducir el impacto oloroso con nuevos proyectos para el tratamiento de los focos secundarios, así como seguir optimizando el consumo energético con el incremento de la eficiencia del proceso y la reducción del consumo de combustibles fósiles.