22 de enero de 2020
  • Martes, 21 de Enero
  • 23 de octubre de 2019

    El oriente de Asturias sufre el intenso temporal de lluvia que afecta a las comunicaciones por carretera

    Una conductora ha tenido que abandonar su vehículo cuando se vio arrastrada por la riada en la localidad de Debodes

    El oriente de Asturias sufre el intenso temporal de lluvia que afecta a las comunicaciones por carretera
    Coche en un río por el temporal de lluvia en la zona de oriente de Asturias. - EUROPA PRESS

    OVIEDO, 23 Oct. (EUROPA PRESS) -

    El oriente de Asturias está sufriendo con fuerza el intenso temporal de lluvia y las comunicaciones por carretera son cada vez más complicadas. En el concejo de Llanes la carretera al pueblo de La Pereda permanece inundada a la altura de la zona de Las Mimosas. Uno de los afluentes del Carrocéu se ha desbordado hasta cubrir el tramo de entrada al pueblo.

    En este punto también se han visto afectadas varias viviendas, cuyos jardines están anegados de agua. La carretera de la localidad de Purón se ha visto afectada por un argayo de grandes dimensiones junto a la iglesia y la caída de un árbol. Permanece cortada.

    Según informan desde el servicio de prensa del Ayuntamiento de Llanes operarios del Principado, del Ayuntamiento y vecinos del pueblo, trabajan en solventar el problema. El personal municipal trabaja para poder habilitar el paso de vehículos.

    También por un árbol se ha quedado cortada la carretera de Caldueño, aunque en ésta ya ha sido restablecido el tráfico. La crecida del río Calabres ha dejado cortada la vía que une la zona deportiva de La Corredoria (en Posada) con el pueblo de Bricia. Permanece cortada también la carretera que une los barrios de El Cotiellu y El Cuetu, en la Villa de Llanes.

    El desbordamiento del río Carrocéu en la zona de Las Marismas, a la altura del puente de Cagalín, mantiene prohibido el tráfico en este punto. Una conductora ha tenido que abandonar su vehículo cuando se vio arrastrada por la riada en la localidad de Debodes. El coche permanece aún en el cauce, que cada vez baja con más fuerza.

    En Ribadesella la carretera de Vega ha quedado cortada, aunque el acceso al pueblo continúa abierto. En el concejo de Ribadedeva los problemas se registran en la localidad de Las Bajuras de Pimiango con la crecida de los cauces. En Peñamellera Baja el acceso al pueblo de Narganes ha quedado cortado debido a las inundaciones del Cares-Deva a la altura de Siejo.

    Para leer más