28 de noviembre de 2020
5 de febrero de 2020

Todos los grupos del parlamento asturiano rechazan el 'pin parental' de Vox

OVIEDO, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

Los grupos parlamentarios de PSOE, PP, Ciudadanos, IU y Foro se han unido este miércoles para rechazar en el pleno de la Junta General del Principado la proposición no de ley de Vox para implantar en los centros educativos asturianos el 'pin parental' de manera que se necesitase el consentimiento expreso de los padres o tutores para cualquier actividad con contenido en valores éticos, morales, sociales o cívicos.

Las formaciones han coincidido en señalar que la medida es innecesaria y han recriminado a Vox que trate de polemizar sobre una realidad que no existe con intención de dar más visibilidad al partido liderado por Santiago Abascal.

Para el portavoz de Vox, Ignacio Blanco, en la escuela se adoctrina y no entiende el miedo que tienen otras formaciones a dejar elegir "en libertad" a los ciudadanos sobre "la opción educativa para sus hijos". Asimismo, ha animado sin éxito a PP y Ciudadanos a sumarse a su propuesta. "Den a los padres la posibilidad de educar a sus hijos. Imponer la moralidad de uno es lo más inmoral que se puede hacer", dijo.

El diputado del PP Pablo González ha sido especialmente crítico con la proposición. El parlamentario dijo que le daba "vergüenza" llegar al pleno con esta proposición que, afirmó, está "muy mal trabajada". "Es un bodrio de propuesta", ha apuntillado, asegurando que Vox hace "un flaco favor a la libertad de elección educativa de los padres".

Pablo González considera que la "polémica" ha suscitado el "miedo legítimo de las familias" al sembrar la duda sobre la posibilidad de adoctrinamiento a sus hijos en las escuelas. Además, ha afeado a Vox que su iniciativa ni siquiera coincida con los textos presentados en Murcia, Andalucía o Madrid.

Además, el diputado del PP ha aprovechado para acusar al PSOE de fomentar la polémica y ha instado tanto a Vox como a los socialistas a "no dar lecciones" a los 'populares' sobre el apoyo a la libertad de los padres ni sobre el respaldo al profesorado.

La diputada socialista Mónica Ronderos ha querido aclarar conceptos ante la confusión generada por la propuesta de Vox, remarcando que las actividades complementarias no son extraescolares sino que están dentro de la programación reglada y aprobada por el claustro y la comunidad educativa. "No tiene ni idea de como funcionan los centros; la escuela es participativa", ha apuntado.

"Ni pin, ni pan ni pun", ha dicho Ronderos, criticando un intento de "censura educativa" por parte de Vox con el único objetivo, sostiene, de "hacer publicidad de sí mismos". Lo que sí es una realidad, ha remarcado la diputada del PSOE, son la subida de las pensiones, del Salario Mínimo y del sueldo de los empleados públicos.

Desde Ciudadanos, su diputado Luis Carlos Fanjul ha calificado de "innecesario" el 'pin parental' y ha incidido en que su partido lleva años pidiendo un pacto por la educación desde la perspectiva pedagógica y no ideológica. Además, ha insistido en que "nadie puede pretender" que los alumnos terminen su formación sin tener educación sexual y formarse en el respeto a la diversidad y la no discriminación.

De hecho, ha advertido que sería "muy hipócrita" tratar de impedirlo y después "lamentarse" de la existencia de embarazos no deseados, acoso escolar, agresiones o violencia sobre la mujer. Por ello ha apelado al sentido común y la responsabilidad de los docentes y los centros en la elaboración de los contenidos formativos.

La diputada de Podemos Nuria Rodríguez ha reprochado a los parlamentarios de Vox que no sean "capaces de documentarse" sobre la realidad del sistema educativo y ha remarcado que su iniciativa "vulnera" varios consensos internacionales y la propia Constitución Española. Además, ha alertado del riesgo de impedir la formación sexual en los centros y ha preguntado al portavoz de Vox si cree mejor "la pornografía masculinizada".

Ovidio Zapico (IU) ha alertado de que esa propuesta de Vox atenta contra "principios y valores esenciales de la democracia". Así, ha mostrado respeto hacia las discrepancias ideológicas pero basadas en "los principios emanados de la Constitución". "Ustedes no los encarnan", dijo a los diputados de Vox.

Además, Adrián Pumares (Foro) ha pedido respeto tanto a los padres como a los profesores y a la comunidad educativa. De este modo, entiende el debate suscitado por Vox como "muy forzado" ya que no aborda la libertad de elección de los padres ni la calidad educativa sino que se plantea "sin rigor" por interés partidista.