29 de mayo de 2020
17 de marzo de 2008

Innova.-El proyecto de energía del oleaje genera un volumen de negocio de 1,3 millones e implica a 17 empresas cántabras

SANTANDER, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

El proyecto de para la obtención de energía eléctrica a través de las olas del mar que se instalará en la costa de Santoña ha generado ya una inversión económica de 1,3 millones de euros para el total de 17 empresas cántabras que participan en las diversas fases de su desarrollo.

Entre las industrias y empresas de la región implicadas en este proyecto se encuentran talleres de calderería como Noncales y Caldemon, servicios logísticos como Transportes Lasarte y Demoliciones Submarinas, fabricantes de componentes como Nexans o Inelecma y otras empresas, entre las que se incluyen Astander, el Grupo Emilio Bolado y Equipos Nucleares.

Así, la boya PowerBuoy, que canalizará el movimiento de las olas para transformarlo en energía eléctrica, ha sido fabricada por la empresas de calderería Degima, que también es la responsable de la construcción de sus sistemas de anclaje y del tanque en el que se sumergirá toda la subestación marina. Mientras, las boyas auxiliares a este mecanismo se construyen en la actualidad en Talleres Lombo.

En el proceso de fabricación de las distintas piezas han trabajado también las empresas de calderería Noncales, Caldemon, Hierros y Metales Tirso y Talleres Landaluce.

Este proyecto, que incluye la construcción de un total de diez boyas flotantes con las que se espera suministrar una potencia total de 1,39 MW, también ha movilizado a los fabricantes de componentes Cantarey, Nexans e Inelecma.

Además, en el apartado de logística se ha implicado, para el transporte de los materiales caracterizados por sus grandes dimensiones y que deben ser trasladados tanto a los talleres en que se fabrican y montan como, en su fase final, a la costa de Santoña, a empresas como Transportes Lasarte.

En el apartado de servicios logísticos se encuentran también Grúas Fam, las firmas especializadas en trabajos acuáticos Sobutek y Demoliciones Submarinas y la compañía de transporte y consignaciones marítimas Grupo Ángel Illera.

PROYECTO PIONERO.

Este proyecto pionero, denominado SWEP (Santoña Waves Energy Power) lo desarrolla la sociedad Iberdrola Energías Marinas de Cantabria (IBERMAR), con domicilio social en Santander y un capital de 2,6 millones de euros.

Esta empresa está formada por IBERDROLA Renovables y la entidad pública Sociedad para el Desarrollo Regional de Cantabria (SODERCAN), además de OPT, proveedores de la tecnología de las boyas, y el Instituto para la Diversificación y Ahorro Energético (IDAE), dependiente del Ministerio de Industria.

La instalación se ubicará a cuatro kilómetros de la costa de Santoña y estará compuesta por 10 boyas con baliza. En una primera fase se instalará una boya de 40 kilovatios (kW) de unos diez metros de diámetro, sujeta mediante tres boyas semisumergidas ancladas al fondo marino a una profundidad de alrededor de 50 metros.

Las restantes nueve boyas, previstas para una fase posterior, cuentan con una potencia inicial de 125 kW. Cuando se encuentren en funcionamiento las 10 boyas, la producción eléctrica anual de esta planta equivaldría aproximadamente al consumo doméstico de unos 2.500 hogares.