7 de agosto de 2020
14 de julio de 2020

Arca ve el proyecto de Ley del Suelo "la mayor regresión territorial y ambiental"

SANTANDER, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Asociación para la Defensa de los Recursos Naturales de Cantabria (ARCA) considera el anteproyecto de la Ley del Suelo del Gobierno regional "la mayor regresión territorial, ambiental y económica de la historia" de la Comunidad Autónoma.

La agrupación conservacionista sostiene en un comunicado que el texto elaborado por el Ejecutivo PRC-PSOE para reformar la actual norma supone "entregar el suelo rural a la construcción y exportar el desorden urbanístico que anteriormente se produjo en la costa, con 800 sentencias de derribo, hacia todo el interior de Cantabria".

Arca cree que con el proyecto -que está finalizado y pendiente de su aprobación en Consejo de Gobierno para su remisión al Parlamento- se "consolida" la construcción en el suelo "rural o fértil", que constituye "la base de la vida y de la economía" de la región, "relegándolo a un mero espacio para construir viviendas unifamiliares dispersas".

Esto supone un uso "contrario a su naturaleza y función" a juicio de los conservacionistas, que alertan además de que "pone en peligro la potencialidad esencial de todo el sector primario en el futuro".

Para Arca, el anteproyecto es "insostenible ambientalmente" porque "destruye el recurso base y limitado que es el suelo fértil, para ocuparlo con la construcción de viviendas unifamiliares por todo el espacio rural, degradando el paisaje, complicando las posibilidades de ordenación del territorio y aumentando el consumo y gasto energético y de infraestructuras que conlleva la construcción de viviendas unifamiliares dispersas, modalidad totalmente contraria a la tradición e historia de Cantabria".

Asimismo, el colectivo opina que el anteproyecto "consagra la indignidad económica al destruir un recurso básico como es el suelo fértil, utilizándolo para lo que no es en lugar de preservarlo para que pueda ser destinado a su fin natural: la producción agrícola, ganadera, forestal, y la prestación de servicios ecosistémicos".

Arca alerta en este sentido de que habrá "mieses fértiles de pueblos interiores con proliferación de viviendas unifamiliares dispersas que generarán pueblos fantasma para turistas de fin de semana o de 15 días al año".

Y también "vegas fértiles destruidas definitivamente y enterradas bajo el hormigón para instalar polígonos industriales vacíos u ocupados por simples almacenes de paquetería".

Por todo lo anterior, Arca resume que el anteproyecto de la Ley del Suelo apuesta por "la economía improductiva de la especulación y venta del territorio fértil", en lugar de "impulsar la economía productiva agraria, ganadera, forestal y agroalimentaria".

"Lo que subyace tras este anteproyecto de ley del suelo es el fracaso de nuestros políticos regionales en proponerse y ser capaces de encontrar y consensuar un nuevo modelo productivo, diverso, estable, digno y sostenible económica y ambientalmente para un horizonte de 50 ó más años, que haga innecesario tener que recurrir al fácil e indigno recurso de la destrucción irreversible de nuestro territorio rural".

Finalmente, la asociación cree que con el texto planteado Cantabria se convierte en la comunidad del Norte de España que, "importando un indeseable modelo mediterráneo, sacrifica su territorio, recursos naturales y paisaje para entregar nuestra tierra a la construcción masiva, dispersa y desordenada", situación que en el País Vasco está "estrictamente prohibida" en tanto que en Asturias "no se permite", compara Arca para finalizar.

Contador

Lo más leído en Cantabria