18 de agosto de 2019
  • Sábado, 17 de Agosto
  • Viernes, 16 de Agosto
  • 23 de junio de 2009

    El coste medio por kilo de carne de conejo producido en Cantabria es de 1,38 euros, inferior a la media

    SANTANDER, 23 Jun. (EUROPA PRESS) -

    El coste medio por kilo de carne de conejo producido en Cantabria es de 1,38 euros, inferior a la media que es de 1,56 euros, según datos de la última Encuesta Nacional sobre Cunicultura elaborada por el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, en colaboración con los Servicios de Estadística de las Comunidades Autónomas.

    Según dicha encuesta, consultada por Europa Press, en 2007 se produjeron en la comunidad autónoma 1.087.628 kilos de carne de conejo mientras los gastos se elevaron a 1.499.830 euros.

    El informe indica también que la cantidad de pienso consumido por kilo de conejo vivo se sitúa en Cantabria en 3,81 kilos, superior a la media nacional que es de 3,73 kilos.

    En total, el pienso consumido en las explotaciones cunículas de Cantabria en el año 2007 se elevó a 4.142 toneladas, de las que el 28 por ciento, lo que equivale a 1.161, se produjeron en fábricas de pienso de la comunidad autónoma.

    Por comunidades autónomas, el mayor coste por kilo de carne producido corresponde a Extremadura (3,05 euros) seguida de Canarias (2,27) y Comunidad Valenciana (2,08).

    Por contra, los menores costes se dan en Madrid (0,26 euros por kilo); Castilla-La Mancha (0,90) y Murcia (1,13 euros).

    ENCUESTA

    La encuesta supone la continuación de otras anteriores que la Secretaría General Técnica del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, dentro de sus programas de trabajos sobre estadísticas agrarias, ha venido desarrollando con anterioridad.

    Las Encuestas Nacionales de Cunicultura se iniciaron en 1982. Esta última tiene como fecha de referencia el año 2007, desarrollándose los trabajos de campo durante los meses de septiembre y octubre del año 2008.

    El desarrollo de la última encuesta ha sido posible gracias a la estrecha colaboración de los Servicios de Estadísticas Agrarias de las diferentes comunidades autónomas, quienes han sido los encargados de efectuar la fase de trabajos de campo, según los convenios vigentes de colaboración entre el MARM y estos organismos.