4 de marzo de 2021
24 de julio de 2014

Gómez-Bastida pide que la responsabilidad en el dopaje "no sea exclusiva del deportista"

Gómez-Bastida pide que la responsabilidad en el dopaje "no sea exclusiva del deportista"
EUROPA PRESS

"A veces un deportista puede caer en el dopaje porque no tiene nada más que el deporte", dice María Fuster, nadadora olímpica en Pekín 2008

SANTANDER, 24 Jul. (EUROPA PRESS) -

El director de la Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte (AEPSAD), Enrique Gómez-Bastida, ha pedido que la lucha antidopaje "no se centre sólo en el deportista" y que la responsabilidad en los casos de dopaje "no sea exclusiva" de los deportistas que dan positivo en un control, sino también de su entorno, en el que ha incluido a los médicos y a los entrenadores, "que pueden ser instigadores".

Así, ha defendido que con el nuevo Código Mundial Antidopaje que entrará en vigor en 2015, se va a dotar a las agencias antidopaje nacionales de "capacidad propia de investigación para ser capaces de recabar información de cualquier fuente posible que permita llevar a cabo una investigación y aumentar la eficacia de los controles".

En una rueda de prensa con motivo del encuentro 'Situación actual y perspectivas de futuro en la lucha contra el dopaje', que se celebra durante los Cursos Avanzados de Verano 2014 de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en Santander, Gómez-Bastida también ha denunciado la difusión de mensajes "confusos y contradictorios".

En este sentido, ha opinado que los deportistas "consideran que el tratamiento varía" dependiendo del deporte al que afecta un caso de dopaje --como la Operación 'Puerto' en ciclismo o la retirada de los Tours de Francia al ciclista Lance Armstrong--. "No hay falta de información, sino mensajes confusos", ha aclarado.

Por ello, ha criticado que se generalice cuando se da un caso de dopaje, por lo que se ha mostrado a favor de "individualizarlos" porque la generalización "tiene consecuencias negativas para un deporte", que en el caso del fútbol, afirma, "se pasan muchos controles".

Por su parte, el exjugador de baloncesto y presidente de honor de la Asociación de Jugadores de Baloncesto, José Luis Llorente, ha lamentado que "el principal problema es que el foco se pone mayoritariamente en el deportista, independientemente de su responsabilidad".

"La raíz del problema es quién administra la sustancia dopante, porque la gente del dopaje también está relacionada con el tráfico criminal. El dopaje mueve más dinero que el tráfico de drogas", ha apuntado.

También ha afirmado que la percepción del deportista sobre el dopaje "puede variar, confundido por los mensajes" que existen. "Muchas veces no tienen un convencimiento lo suficientemente cimentado por la diversidad de opiniones", ha afirmado.

Igualmente, Llorente ha denunciado que la intervención de personas ajenas al deporte en casos polémicos, como las del presidente uruguayo Enrique Mújica defendiendo a Luis Suárez tras morder al italiano Chiellini en el último Mundial de Fútbol disputado en Brasil, "son perjudiciales".

Mientras, la nadadora olímpica en los Juegos de Pekín 2008 María Fuster ha asegurado que "en los casos de dopaje no se ve más allá del deportista, y es importante ver cómo se ha llegado" a este extremo. "A veces un deportista puede caer en el dopaje porque no tiene nada más que el deporte", ha opinado, al tiempo que ha comentado que un deportista puede doparse "por necesidades económicas o por miedo a la retirada".