21 de octubre de 2019
  • Domingo, 20 de Octubre
  • 16 de septiembre de 2019

    En medio mes de 2019 se han quemado en Cantabria 1.472 hectáreas más (+32%) que en todo el año pasado

    En medio mes de 2019 se han quemado en Cantabria 1.472 hectáreas más (+32%) que en todo el año pasado
    Incendio forestal en CantabriaUME - ARCHIVO

    En medio mes de 2019 se han quemado en Cantabria 1.472 hectáreas más (+32%) que en todo el año pasado

    SANTANDER, 16 Sep. (EUROPA PRESS) -

    Cantabria registró en 2018 un total de 380 incendios forestales, un 40,7% menos que un año antes (641 en 2017), mientras que la superficie forestal incendiada ascendió a 4.596 hectáreas, un 59% menos, según los datos facilitados hoy por el Instituto Cántabro de Estadística (ICANE).

    Sin embargo, estos datos positivos en cuanto a la reducción de superficie quemada no se repetirán este año puesto que, según informó el Gobierno de Cantabria, solo entre el 6 y el 21 de febrero se quemaron en esta comunidad 6.066,93 hectáreas en incendios provocados en 51 municipios.

    Es decir, en medio mes se han quemado en Cantabria 1.472 hectáreas más (+32%) que en todo el año pasado.

    De esta superficie quemada este mes de febrero, 755,19 hectáreas correspondieron a superficie arbolada; 5.311,93 a la de carácter desarbolado y 1.334,93 hectáreas a Espacios Naturales Protegidos, lo que representa un 22 por ciento del total de la superficie quemada en ese período.

    Según los datos del ICANE, en 2018 se produjeron en Cantabria un total de 188 conatos de incendio, es decir, los que afectan a una superficie interior a una hectárea, lo que supone un 86% más que el año anterior.

    De este modo, en total, en 2018 se registraron en Cantabria 568 siniestros, incluidos incendios y conatos, un 23,4% menos que en 2017, cuando fueron 742.

    Este menor número de incendios se traduce en menor superficie quemada. Así, el total de superficie forestal incendiada el año pasado fue de 4.596 hectáreas, un 59% menos que en 2017, cuando ardieron 11.305 hectáreas.

    Del total, 572,5 hectáreas fueron de superficie forestal arbolada, un 81,3% menos que un año antes, y las 4.023 restantes de superficie forestal no arbolada, un 51% menos que en 2017.