26 de octubre de 2020
18 de septiembre de 2020

El otoño será más cálido y seco de lo habitual en Cantabria

El otoño será más cálido y seco de lo habitual en Cantabria
Otoño en Cantabria - GOBIERNO - ARCHIVO

SANTANDER, 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

El otoño astronómico, que comenzará este martes 22 a las 15.31 horas, será más cálido y seco de lo habitual en Cantabria, que además ha registrado un verano muy cálido, el octavo con más calor desde 1961.

Son datos que han expuesto hoy en rueda de prensa el delegado de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) en Cantabria, José Luis Arteche, y el responsable de la sección de Climatología de la misma, Juan José Rodríguez, quienes han realizado un balance de la estación que termina y han avanzado la predicción de los modelos climatológicos de la que vendrá.

Así, el delegado de la AEMET ha indicado que para el trimestre de octubre a diciembre, los modelos apuntan a una mayor probabilidad de que las temperaturas sean más altas de lo que es normal para este periodo. También es mayor la probabilidad de que el tiempo sea seco en Cantabria y en toda España, aunque no se descartan episodios de fuertes precipitaciones en la zona del Mediterráneo.

Tras incidir en que los modelos no siempre muestran una previsión que se corresponda con lo que finalmente sucederá, como pasó este verano para Cantabria, Arteche sí ha concretado que el tiempo de los próximos siete u ocho días será "ciertamente inestable", con jornadas en las que lloverá, aunque "tampoco continuamente", y en las que el tiempo será "bastante variable".

Incluso los modelos apuntan --"aunque esto no se puede asegurar porque es muy cambiante la predicción", ha insistido-- que a finales de la semana que viene podría haber una "mini invernada", es decir, podría nevar en las zonas altas de Cantabria.

Una comunidad que ha vivido el octavo verano más cálido en 59 años, marcado por el décimo mes de julio y el sexto mes de agosto más cálidos de sus respectivas series, y por dos episodios de temperaturas extraordinarias el 30 de julio y el 19 de agosto.

El verano también ha sido húmedo pues la precipitación caída superó el valor de la media un 12%, y se concentró en junio y los últimos días de agosto.

Por su parte, el año hidrológico (la precipitación acumulada desde octubre) presenta un excedente del 23% en la comunidad, y el año agrícola (de septiembre a agosto) recogió un 19% más de la precipitación normal.

Por meses, junio fue normal en temperatura y muy húmedo; julio muy cálido y seco, y agosto muy cálido y húmedo, lo que ha dado lugar a un verano muy cálido, con una temperatura media de 17,9 grados centígrados, lo que supone 0,6 grados por encima de lo normal, y húmedo, con un 12% de precipitación más de lo esperado.

Y un verano que ha precedido a la primavera más cálida en Cantabria desde que hay registros y a un invierno muy cálido que hacen prever que 2020 terminará como uno de los años más cálidos en la comunidad. De hecho, la región lleva nueve meses entre los más cálidos registrados en los últimos años, ha destacado Rodríguez, precisando que el periodo abril-agosto también está entre los más cálidos.

Así, en once estaciones de Cantabria el periodo diciembre de 2019-agosto de 2020 ha resultado el más cálido desde que se iniciaron los respectivos registros de datos. Se trata de Bareyo, Meruelo-Vertedero, Santander Aeropuerto, Santander Cueto, Santander Ojaiz, Terán, Ruente, Sierrapando-Torrelavega, Mataporquera, Nestares y Arroyo de Valdearroyo.

Por su parte, las horas de sol han sido las normales este verano, el viento el esperado aunque ha soplado más del noroeste y menos de lo normal del nordeste, y también ha sido una estación normal en tormentas, con unas 6.000 descargas.