17 de octubre de 2019
  • Miércoles, 16 de Octubre
  • 14 de noviembre de 2009

    Ricardo Cortés se compromete a "aportar lo mejor de sí mismo" en su labor como eurodiputado

    El eurodiputado cántabro apuesta por la iniciativa porque "en Bruselas no sirve estar callado"

    SANTANDER, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

    El eurodiputado socialista por Cantabria, Ricardo Cortés, se compromete a trabajar "con todas sus fuerzas" y "aportar lo mejor de sí mismo" en la labor que desempeña desde el pasado mes de junio en el Parlamento Europeo, un "reto" que confiesa que le "apasiona".

    Así lo manifestó en una entrevista concedida a Europa Press en su despacho en Bruselas, en donde, desde su posición en la Comisión de Desarrollo Regional, intenta poner en marcha una de sus primeras iniciativas, la constitución de un grupo de varios diputados de las regiones del Arco Atlántico (España, Francia y Portugal) con el que atraer proyectos a estas zonas.

    El parlamentario, natural de Castro Urdiales, resultó elegido en las pasadas elecciones al Parlamento europeo, un lugar del que valora especialmente la "posibilidad de ser activo y tener iniciativa", porque en Bruselas "no sirve estar callado". "Sería egoísta hacerlo", reflexiona.

    Por tanto, intentará en esta experiencia "muy intensa" y "gratificante" aportar "todo lo que sabe" y proyectar sus políticas "con honestidad" y "todas sus fuerzas".

    El eurodiputado explica que las instituciones europeas son "mucho más accesibles" de lo que se piensa, ya que "a la gente se la recibe" y se mantiene contacto con ellos para conocer sus inquietudes. "Nos han elegido para esto, cumplir con los ciudadanos es nuestra obligación", asevera.

    En lo relacionado con Cantabria, en problemas como por ejemplo la veda de la anchoa, Ricardo Cortes muestra su compromiso por este problema y avanza que se mantendrá en "contacto constante con el sector", con encuentros habituales con las Cofradías de Pescadores.

    En cualquier caso, el objetivo de Cortés para los sectores pesquero y ganadero es lograr unas "políticas de futuro" para que los profesionales de estos campos consigan lo que pretenden, que es "trabajar" sin necesidad de estar sometidos a subvenciones o a situaciones externas como los cierres del caladero. Por ejemplo, desde la Presidencia española de la Unión se trabajará en una redefinición de las ayudas europeas a la Política Agraria Común que incluyan otros conceptos más allá de los tradicionales.

    Y aunque admite que en ocasiones hay temas en los que la Unión Europea no es "lo suficientemente ágil", precisa que la aprobación del Tratado de Lisboa, al aumentar el protagonismo al Parlamento frente a la Comisión, permite una "mayor corresponsabilidad" sobre el sector.

    Los eurodiputados de cada región son los encargados de mediar en las quejas que los ciudadanos de sus lugares de procedencia plantean a la Comisión de Peticiones, donde en estos momentos se estudia precisamente la queja de la Asociación de Maltratados por la Administración (AMA) por la situación de las viviendas costeras afectadas por sentencias judiciales que anularon las licencias y ordenaron sus derribos. Cortés señala que "Europa es cada día más responsable y tiene más competencias" para abordar estos problemas.

    UN MOMENTO HISTÓRICO

    Cortés sostiene que la Unión Europea vive en estos momentos una etapa "histórica", por la entrada en vigor del Tratado de Lisboa, que entre otras funciones dotará de más poder al Parlamento, y que además coincidirá, a partir del 1 de enero, con la Presidencia española de la Unión Europea.

    El eurodiputado confía en que la coincidencia de estas situaciones sirva para que la Unión "recupere terreno e iniciativa" en cuestiones como la lucha contra el cambio climático, que es precisamente uno de los objetivos de España para su Presidencia europea.

    Cortés considera que esta presidencia será "histórica" además porque servirá para impulsar la respuesta de la UE a la crisis económica, lo que añade a esta labor la "responsabilidad" de España a la hora aportar soluciones.