25 de febrero de 2021
25 de enero de 2021

UGT acusa a la alcaldesa de Santander de plantear al pleno una plantilla municipal "distinta a la acordada"

El sindicato critica "este nuevo desprecio a la negociación" del Consistorio, que ya fue condenado por "falta de negociación efectiva"

SANTANDER, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

UGT, sindicato mayoritario en el Ayuntamiento de Santander, ha acusado a la alcaldesa, Gema Igual, y a su equipo de Gobierno, de plantear al próximo Pleno municipal una nueva plantilla municipal con sus correspondientes plazas para el año 2021 "distinta a la acordada", lo que considera "un nuevo desprecio a la negociación colectiva y a la representatividad sindical".

En un comunicado, el sindicato denuncia que, "que tal y como ya ha sucedido" con la Relación de Puestos de Trabajo (RPT), la nueva plantilla que se propondrá en la sesión plenaria de este martes "no es" la que se ha negociado, sino "una modificación", que no sólo ha contado con el voto en contra de la mayoría de los sindicatos, sino también de representantes de la propia Administración en la Mesa de Negociación.

UGT recuerda que la alcaldesa y su equipo de Gobierno ya fueron condenados en 2017 por una sentencia judicial por "falta de negociación efectiva, real y de buena fe" con las organizaciones sindicales, por lo que lo sucedido ahora con la nueva plantilla "es simplemente un ejemplo de ello, un nuevo fraude en la negociación y una muestra del continuo desprecio a los sindicatos y a los propios trabajadores municipales".

"No es admisible que el concejal de Personal utilice a la Mesa de Negociación como un mero trámite para aprobar sus propuestas", recalca el sindicat, que agrega a sus críticas que "hasta las reivindicaciones más básicas de los trabajadores, como el reconocimiento de la jornada laboral o de las funciones que cada uno realmente desarrolla, siempre quedan archivadas y no sabemos dónde".

UGT denuncia "la incapacidad manifiesta" para gestionar la plantilla municipal del Consistorio, al que critica por "no cumplir" con los compromisos adquiridos, "ni siquiera", dice, los relativos a las medidas preventivas ante el Covid-19 y recogidas en un Decreto que la propia alcaldesa firmó el 21 de mayo de 2020.

"A día de hoy las dependencias municipales no cuentan con un aforo establecido, requisito que el propio Ayuntamiento de Santander exige a cualquier local de concurrencia pública y que conlleva la imposibilidad de realizar ningún control del mismo", señala el sindicato, que añade que "ha sido desolador constatar que empleados municipales continuaran desarrollando su trabajo siendo positivos en Covid-19 sin que se adoptara ninguna medida al respecto".

UGT subraya también que "en muchas ocasiones", cuando la alcaldesa de Santander se ha atribuido la condición de órgano de negociación directo con algunos colectivos de trabajadores, los acuerdos alcanzados "se han topado con informes técnicos que han puesto de manifiesto la imposibilidad de ejecutarse".

UGT recuerda que "a día de hoy" desde el equipo de gobierno "no quieren o no son capaces", de ofrecer soluciones ni explicaciones a los "graves problemas" que vienen denunciando y que "son muchos", desde la "no ejecución" de algunas plazas incluidas en Oferta Pública de Empleo (OPE), hasta la sentencia que declara personal laboral fijo a un trabajador que "nadie parece saber cuándo ni por qué comenzó a trabajar".

El sindicato agrega a los "problemas pendientes" las subvenciones a Corporaciones Locales y que "en la práctica están bajo las órdenes de una empresa privada; o los trabajadores contratados para desarrollar idénticas funciones, pero que están percibiendo "menores retribuciones", además de "otros muchos despropósitos", entre ellos, que los empleados municipales "no han recibido todavía formación on line en el año 2020".

"Ni siquiera se convoca el Comité de Seguridad y Salud laboral, a pesar del requerimiento de la Inspección de Trabajo sobre su obligatoriedad", agrega.

El sindicato destaca igualmente que "toda esta incapacidad de gestión en materia de personal se traduce en una desorganización en la Administración municipal y repercute en la imagen de los empleados públicos, que son realmente quienes realmente están dando respuesta con eficacia a las demandas de los ciudadanos, supliendo con su profesionalidad esa falta de planificación y de gestión"·

Por último, UGT critica que la alcaldesa y su equipo de Gobierno "se están amparando" en la actual pandemia "simplemente para vulnerar los derechos de los trabajadores y de sus representantes sindicales"