23 de febrero de 2020
18 de enero de 2020

El Ayuntamiento de Albacete aumenta las provisiones de sal ante la alerta de posibles nevadas

El Ayuntamiento de Albacete aumenta las provisiones de sal ante la alerta de posibles nevadas
Así es la salmuera y los fundentes que se echan en las calles y carreteras para evitar la formación de placas de hielo. Plan de Vialidad Invernal. Protección Civil y Emergencias. Nevadas. Temporal. - EUROPA PRESS - ARCHIVO

ALBACETE, 18 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Albacete ha aumentado la dotación de sal de los cantones y ha hecho acopio de más sal que tenía guardada en el vertedero, de cara a los avisos de posibles nevadas para este domingo y lunes.

Según han informado fuentes del Consistorio albacetense a Europa Press, de cara a este sábado, la previsión, de activarse la alerta, es montar las cuchillas en dos barredoras que tiene la empresa adjudicataria de la limpieza viaria y montar también los esparcidores de sal, para distribuirlos por distintos puntos de la capital.

Esta actuación se une a los tratamientos preventivos que la adjudicataria ha realizado, y que han supuesto que, durante toda esta semana que finaliza, aplicar, en tres turnos de trabajo, salmuera en las calles del itinerario del plan de nevadas del Ayuntamiento. Una acción acometida para que se forme una película de sal que prevenga la formación de hielo y dificulte el cuajado de la nieve.

Además, en las puertas de los colegios y los centros públicos se ha estado esparciendo sal de forma manual. En concreto, desde el pasado 13 de enero se ha actuado en los accesos al Ayuntamiento de Albacete, los hospitales, centros públicos, las estaciones de Renfe y autobús, colegios, institutos de Educación Secundaria y Bachillerato, los juzgados, el edificio de Hacienda, la Subdelegación del Gobierno, la Diputación Provincial, la Delegación de la Junta, centros socioculturales y centros de jubilados.

Desde la pasada semana también se han realizado diversas acciones preventivas contra heladas, consistentes en esparcimiento de sal (en seco) en aceras, entradas de centros municipales y públicos, o en forma de salmuera (disuelta en agua), principalmente en calzadas y rotondas. Una acción que se ha repetido porque se ha actuado en todas las rutas cíclicamente. La empresa adjudicataria, además, ha suspendido los tratamientos de baldeo en las zonas donde se ha esparcido la sal.