16 de octubre de 2019
  • Martes, 15 de Octubre
  • 19 de mayo de 2014

    CCOO denuncia a la empresa de las visitas guiadas

    TOLEDO, 19 May. (EUROPA PRESS) -

       El sindicato Comisiones Obreras ha denunciado ante la Inspección de Trabajo a la empresa 'A punto Eventos S.L', agraciada por la concesión de las visitas guiadas a la exposición 'El Griego de Toledo', en el Museo de Santa Cruz de Toledo, "por relación laboral encubierta e incumplimientos con la Seguridad Social". El sindicato también ha demandado a la empresa ante el Juzgado de lo Social "por el despido improcedente de uno de los guías".

       José Luis Arroyo, el responsable de la FSC-CCOO de Toledo, ha afirmado que las visitas guiadas, denominadas 'Experiencia Greco', son "sumamente rentables" para 'A Punto Eventos', que, según el sindicato, "cobra 100 euros por cada una de ellas, a lo que se suma el alquiler de auriculares obligatorio dentro de la exposición".

       Según ha informado, "los guías suelen hacer una media diaria de entre cinco y seis visitas". "Según los cálculos más prudentes, la empresa de María Bajo ingresará un mínimo de 50.000 euros, pero posiblemente bastante más de esta cantidad, durante los tres meses que estará abierta la exposición", ha indicado Arroyo.

       Dicho esto, ha comentado que tras conseguir el encargo de gestionar estas visitas, la propietaria de la sociedad, María Bajo Gálvez, suscribió un convenio de colaboración con la Universidad de Castilla-La Mancha, mediante el cual la institución seleccionó y facilitó a la empresa siete alumnos de máster y licenciatura de la Facultad de Humanidades, "con un excelente currículo".

       "Estos jóvenes --ha apuntado Arroyo-- fueron contratados como becarios por 'A Punto Eventos S.L.', con un salario bruto de 400 euros mensuales y una jornada semanal de 25 horas, con disponibilidad plena durante los siete días de la semana en función de las peticiones de los clientes".

    PROCESO DE FORMACIÓN

       Ha continuado diciendo que "estos jóvenes dedicaron sus primeros quince días, entre el 1 y el 14 de marzo, al proceso de formación, prácticamente autodidacta". "María Bajo se negó a pagarles esa quincena, ofreciéndoles una 'propinilla' de poco más de 50 euros. Tras las protestas y gestiones de los afectados, y desarmada de argumentos, la señora Bajo se vio obligada finalmente a pagarles el periodo de formación", ha destacado el sindicalista.

       "La indignación de los jóvenes guías se desbordó cuando comprobaron que 'A punto Eventos' sí les descontaba de sus 400 euros la retención del 2 por ciento del IRPF y la cotización de los trabajadores a la Seguridad Social; pero la empresa no había gestionado ni pagado la cuota patronal a la Seguridad Social --35 euros mensuales por cada becario--", ha declarado Arroyo.

       Los becarios, según el responsable de la FSC-CCOO, acudieron a consultar sus derechos a la Tesorería de la Seguridad Social y a CCOO e informaron a la UCLM de la situación, "ya que Maria Bajo les daba siempre excusas para no cotizar la cuota patronal e incluso pretendió descontársela de sus nóminas a los propios becarios".

       "Tuvo que recibir varias llamadas de CCOO y de la propia Universidad para que finalmente, por temor a ser denunciada, diese de alta fuera de plazo y con carácter retroactivo a los siete. Pero como reacción, María Bajo tomó represalias contra los becarios que más protestaron", ha denunciado José Luis Arroyo, quien ha dicho que "a uno de ellos lo ha despedido, aduciendo motivos que CCOO considera improcedentes, por lo que el sindicato ha recurrido este despido".

       Otra becaria, según Arroyo, que decidió renunciar a su beca "por el trato y la poca seriedad demostrada por A Punto Eventos"; fue "acusada verbalmente por María Bajo, el mismo día de su renuncia, de apropiarse de la propina que le dio un cliente". A esta joven, según Arroyo, "tampoco le ha pagado los días de trabajo que realizó como apoyo al concierto de Muti celebrado en la Catedral de Toledo".

    Para leer más