21 de octubre de 2019
2 de julio de 2014

La Fundación Caja Rural Castilla-La Mancha aprueba sus cuentas anuales de 2013

TOLEDO, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Patronato de la Fundación Caja Rural Castilla-La Mancha ha celebrado su reunión anual donde se aprobaron por unanimidad las cuentas anuales correspondientes al ejercicio 2013, y se hizo balance tanto de las actividades de la Fundación el pasado año como de las realizadas en los primeros meses de 2014.

En el Patronato, y como consecuencia de la aprobación en abril del presente año del Plan estratégico 2014-2016 por el que se crea el 'Instituto de innovación y competitividad' y se reestructura toda la actividad cultural y social de la Fundación, también se modificaron los estatutos de la Fundación para adecuarlos a la nueva misión, visión y valores, que servirán de guía a la organización en los próximos años.

En cuanto al balance del año 2013, el presidente de la Fundación, Andrés Gómez Mora, ha manifestado que "un año más, en estos 10 años de andadura, la Fundación demuestra a través de nuestras iniciativas la solidez y la solvencia de su compromiso con nuestra tierra y sus personas", según ha informado Caja Rural en nota de prensa.

Infancia, juventud, mujeres, personas con capacidades diferentes, colectivos en exclusión social, estudiantes, empresarios o emprendedores, son algunos de los ámbitos de más de 1.000 beneficiarios con los que interactuó la Fundación de la cooperativa de crédito el pasado año a través de 25 iniciativas enmarcadas en sus líneas de actuación tradicionales: promoción cultural, asistencial y profesional, desarrollo económico y social de Castilla-La Mancha, y mejora de la calidad de vida.

En cuanto a la nueva etapa, la directora de la Fundación, Ana Isabel López-Casero Beltrán, ha enumerado actuaciones como la redacción del Plan estratégico, reestructuración del área social, creación del Instituto de innovación y competitividad y 26 iniciativas con más de 400 beneficiarios.

"No tenemos tiempo que perder, no son tiempos de complacencia, sino al revés, tenemos la obligación con nuestros ciudadanos de ampliar e innovar en nuestro compromiso, ha asegurado López-Casero.

Tanto el presidente como la directora agradecieron a las diferentes entidades, instituciones y beneficiarios de los programas su confianza por permitir que la Fundación continúe su misión.