20 de agosto de 2019
  • Lunes, 19 de Agosto
  • 14 de diciembre de 2008

    Temporal.- Protección Civil de C-LM pide que se extreme la precaución en los desplazamientos por carretera

    TOLEDO, 14 Dic. (EUROPA PRESS) -

    El Servicio de Protección Civil y Emergencias de Castilla-La Mancha de la Consejería de Administraciones Publicas y Justicia recordó hoy a la ciudadanía que extreme la precaución en los desplazamientos por carretera ante la posibilidad de que se mantengan los fenómenos meteorológicos adversos en la región, en concreto las precipitaciones en forma de nieve y las fuertes rachas de viento.

    Desde la Consejería de Administraciones Públicas y Justicia se recuerda que, ante las nevadas, se eviten las salidas o desplazamientos por carretera a no ser que sea imprescindible y en tal caso que los vehículos se hayan puesto a punto para el frío inminente, así como llevar cadenas y conocer su colocación, el depósito de combustible lleno, ropa de abrigo y algo de comida dentro del vehículo.

    Se recomienda no hacer ejercicios físicos excesivos, así como extremar la precaución a la hora de elegir un método de calefacción. En este sentido, se recuerda a la población que tomen precauciones para evitar la intoxicación producida por braseros, estufas, carbón o gas en lugares cerrados y sin renovación de aire.

    Asimismo, desde el Gobierno de Castilla-La Mancha, según informó en nota de prensa, se quiere hacer hincapié en elegir la vestimenta para el frío, especialmente en niños y mayores.

    En cuanto a los vientos, desde la Consejería de Administraciones Públicas y Justicia se recordó que, ante las fuertes rachas de viento, se deben vigilar y asegurar puertas, ventanas o toldos, así como retirar macetas y todos aquellos objetos que puedan caer a la calle provocando un accidente.

    También es conveniente alejarse de cornisas, muros o árboles que puedan llegar a desprenderse, tomar precauciones delante de edificaciones en construcción o en mal estado, abstenerse de subir a andamios sin las adecuadas medidas de protección y, por supuesto, no hacer fuego en campo abierto.