28 de enero de 2021
16 de diciembre de 2008

Tribunales.- El alcalde de Chozas de Canales (Toledo) asegura que va a "defender a los vecinos y hacer cumplir la Ley"

Flos Inversora SL espera que se llegue a juicio porque "necesitamos que haya un pronunciamiento y dar fin a esta situación"

ILLESCAS (TOLEDO), 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Chozas de Canales (Toledo), Julián Agudo, aseguró hoy que el Ayuntamiento de la localidad, como administración, va a "defender a los vecinos y hacer cumplir la Ley", y manifestó que entiende que no va a haber juicio ante el presunto delito de prevaricación que se le imputa.

A preguntas de los medios, momentos después de prestar declaración en el Juzgado número 5 de Illescas (Toledo), Agudo afirmó, sobre el motivo de la paralización hace más de un año de las obras de urbanización y la construcción de 550 viviendas promovidas por Flos Inversora SL, que "ya os enterareis cuando lo diga el juzgado porque faltaba documentación", a lo que añadió que no hay proyecto de urbanización y no se pueden hacer las obras.

Por su parte, Carlos Cifuentes, el abogado de Felipe Barbarroja Lozano, administrador de Flos Inversora SL, señaló que, en el transcurso de su declaración, el alcalde de la localidad toledana ha derivado la responsabilidad de sus decisiones en el secretario del interventor y que ha afirmado que todas las decisiones que ha tomado han sido de acuerdo con resoluciones y dictámenes de sus asesores.

"Ha sido una declaración muy técnica que no nos ha sorprendido en absoluto, él se ha encontrado con un Plan de Actuación Urbanizadora (PAU) y ha podido hacer una serie de cosas que no ha puesto en marcha conforme a la Ley le dice. Veremos a ver si es verdad, quién tiene razón y quién no la tiene", argumentó.

MOTIVOS

Asimismo, apuntó que Flos Inversora SL está "siempre en la lucha" de buscar una salida a todos los afectados del PAU, y que "si él considera que esta decisión de paralizar indefinidamente la aprobación definitiva del PAU es lo más adecuado para estos señores que están sufriendo, veremos si al final tiene razón él o nosotros", agregó.

Preguntado por los motivos que ha dado el Agudo para paralizar el PAU, explicó que el alcalde ha afirmado que tiene ciertas deficiencias, a lo que Cifuentes añadió que está aprobado por unanimidad y que al alcalde "lo que le compete es aprobar el proyecto de urbanización", apuntó.

De otro lado, aseguró que espera que se llegue a juicio porque "necesitamos que haya un pronunciamiento y dar fin a esta situación para que se puedan entregar las viviendas y que esta gente deje de sufrir". Así, indicó que el siguiente paso será pedir prueba para "desvirtuar todo lo que ha dicho este señor de alguna forma o que la defensa lo acredite", argumentó.

Respecto a los afectados, dijo que la postura de la promotora hacia ellos siempre es de respeto y que existe "una cascada" de reclamaciones. A este respecto, explicó que no llegan al 90 por ciento y que, de momento, la gente está siendo paciente "porque entendemos que comparten nuestra opinión", añadió.

El letrado también afirmó que las obras de estas 550 viviendas se iniciaron, antes de su paralización, en el momento que hubo un silencio administrativo positivo y que así se comunicó al Ayuntamiento. "Ahora se empezará proponer prueba e iremos ventilando lo que consideremos oportuno para desvirtuar sus declaraciones o acreditar nuestros postulados", apostilló.

AFECTADOS

De otro lado, Juan Carlos Astudillo, uno de los afectados por la paralización de las obras, aseguró que tiene un contrato firmado con Flos Inversora SL por el que ha entregado 52.000 euros y que establece que la empresa tiene que entregar los chales en diciembre del 2007.

"Se cumplió emplazo y decidimos denunciar a Flos Inversora SL para que nos devuelvan nuestro dinero, ya que son cerca de 551 familias que están esperando que devuelvan el dinero o que hagan los chales. El contrato dice literalmente que tienen que indemnizar por daños y prejuicios y estamos esperando el resultado del Juzgado", argumentó.

Asimismo, indicó que los vecinos se están reuniendo todos los sábados para realizar una denuncia colectiva con el fin de reducir el conste de las gestiones de los abogados "y reaccionar ante esta situación que está fuera de nuestro control", agregó.

Finalmente, explicó que hace seis meses sus abogados remitieron un burofax a la empresa pidiendo "de buena manera" que se devolviera el dinero y que no contestaron. "El segundo paso fue hacer la denuncia formal y hace dos meses estuvimos aquí con Flos Inversora, que no accedió a ningún acuerdo, y estamos esperando a abril del año próximo para poder determinar una sentencia del juez en relación a esta situación", concluyó.