Vaquero aboga por reformar la Constitución de 1978 "sin demasiados miedos"

Vaquero aboga por reformar la Constitución de 1978 "sin demasiados miedos"
5 de diciembre de 2018 JCCM

   TOLEDO, 5 (EUROPA PRESS)

   El presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Vaquero, ha abogado por renovar el "espíritu" de la Constitución Española de 1978, considera que se puede hablar de su reforma "sin demasiados miedos" y ha apelado a su "fuerza" recordando que ha permitido gobernar al centro, a la izquierda y a la derecha.

   La segunda autoridad de la región ha pronunciado estas palabras en el acto conmemorativo del 40 aniversario de la Constitución organizado por las Cortes de Castilla-La Mancha en el Paraninfo de San Pedro Mártir, en Toledo, un acto que también ha estado presidido por el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page.

   "Cuando vivimos momentos de incertidumbre que amenazan nuestro sistema democrático", el presidente de las Cortes ha apelado al diálogo y al consenso "porque ser generoso es atender a lo que es importante para España, es trabajar para resolver los problemas de la gente y no es quedarse en los intereses electorales y en el número de votos".

   "Supone --ha añadido-- usar la palabra para hablar, usar la palabra para entenderse y no para desunir y para faltarse al respeto".

   Asimismo, ha defendido que se puede poner sobre la mesa la reforma de la Carta Magna para cambiar, ha dicho, "muchas cuestiones", como por ejemplo la sucesión de la Corona o para blindar la sanidad. "Es preciso encontrar espacios de entendimiento y de diálogo", ha enfatizado.

   El presidente del Parlamento ha querido también hacer mención a las elecciones andaluzas del pasado domingo, advirtiendo de que "actualmente el arco parlamentario es cada vez más plural".

SE ACABÓ EL TIEMPO DE LAS MAYORÍAS ABSOLUTAS

   "Se ha acabado el tiempo de las mayorías absolutas y se hace de nuevo necesario recurrir al acuerdo, recurrir a la renuncia, alejarse del egoísmo colectivo que se ha instaurado y debatir y llegar a acuerdos sobre los verdaderos problemas de los ciudadanos", ha sostenido.

   Ha insistido en que "solo se puede recuperar la cohesión y el entendimiento a través de la Constitución Española con concordia, diálogo y consenso". "Hace 40 años nos marcaron el camino, volvamos a él", ha animado el presidente de las Cortes a todos los presentes.

   En otro momento de su intervención, Jesús Fernández Vaquero ha dejado claro que "no seríamos lo que somos sin la autonomía", incidiendo en que el Estatuto de Autonomía ha sido una herramienta para favorecer el crecimiento, la cohesión y la igualdad en la región.

   Ha rememorado que hace 40 años el día a día no era fácil para una gran mayoría de españoles y de castellano-manchegos y ha subrayado que la Constitución ha traído consigo importantes avances en materia de sanidad y educación.

   "España es uno de los países más desarrollados del mundo con fuertes cimientos políticos y sociales", algo que ha sido posible --ha dicho-- "por el ejercicio de responsabilidad" que realizaron hace cuatro décadas los políticos españoles que "se enfrentaron al reto de elaborar la norma jurídica más importante de nuestro país".

   Dicho esto, ha aseverado que "nunca se había hecho en España una Constitución que no supusiese la imposición de unos contra otros", a la vez que ha asegurado que la Constitución "fue el finiquito" a un enfrentamiento de 200 años entre las dos españas.

UNA CONSTITUCIÓN "ENORMEMENTE SOLVENTE"

   Por su parte, el presidente regional ha alabado en su intervención a la Constitución, que ha definido como "enormemente solvente". "No es de hierro ni es un junco, está hecha con una aleación que permite mantener su firmeza. Permite tener dentro hasta a los que han hecho de su ideología política el ataque a la Constitución", ha continuado.

   Igualmente, García-Page ha remarcado que la Carta Magna "ha sobrevivido" a varias crisis económicas y otros "fenómenos de acoso" como el terrorismo, además de "poner coto" a la "tentación" de la sociedad de "dividirse en dos mitades".

   Por otro lado, sobre la posibilidad de realizar cambios constitucionales, el presidente castellano-manchego ha advertido que "una cosa es matizar y mejorar el texto" y otra "dar cuartos a los pregoneros que quieren acabar con ella".

   "El que haga eso se va a enfrentar a una sociedad que no va a estar cruzada de brazos, y Castilla-La Mancha nunca lo estará ante un atropello a la realidad que ha llevado al país a ser uno de los más admirados del mundo", ha observado.

LAS AUTONOMÍAS" DOTAN DE SENTIDO" AL PAÍS

   Emiliano García-Page ha reivindicado en su intervención el Estado de las autonomías contemplado en la Constitución, considerándolas como instituciones que "no dividen el país" sino que "lo conforman y dotan de sentido pleno".

   Ha insistido en que las comunidades autónomas ponen "por delante" al país de sus propios intereses y representan "una forma de entender el país y consagrar el artículo 14 de la Constitución --sobre la igualdad de todos los españoles--".

   "Ahora seguramente hay mucha gente que va a disparar a las comunidades autónomas y va a señalar a las autonomías como si fueran parte de un problema, pero la autonomía es una institución del Estado", ha afirmado.

   Por ello, ha manifestado que Castilla-La Mancha no va a ser "simple espectador" en el debate constitucional ya que tiene "tanta voz como el resto".

   García-Page ha considerado que este "cumpleaños" de la Constitución "no es normal, ni por la cifra redonda ni por el contexto político de España". Así, ha incidido que la primera obligación de los gobernantes es "en vez de crear problemas, resolverlos", por lo que ha hecho una "llamada permanente" al consenso, al acuerdo y a la serenidad en el debate político nacional.

   "Hay mucha gente que saldría ganando desde los polos más radicales si el conjunto de la sociedad perdiéramos los nervios", ha asegurado, por lo que ha reiterado que la situación actual "no se arregla con histeria, se arregla con consenso".

UN ACTO CON MÁS DE 200 INVITADOS

   Durante el acto, al que han asistido más de 200 invitados, se ha proyectado un vídeo que resume las cuatro décadas de período democrático iniciado desde la aprobación definitiva de la Constitución de 1978.

   La Unidad de Música de la Academia de Infantería de Toledo ha sido la encargada de poner el toque musical, interpretando el 'Intermedio' de la ópera 'Cavalleria rusticana', de Pietro Mascagni y 'Oblivion', de 'Astor Piazzola'.

40 AÑOS DE PROSPERIDAD

   Previamente, en declaraciones a los medios, el presidente del PP, Paco Núñez, ha pedido "no tener que lamentarnos de lo perdido" y ha abogado por trabajar por defender la Democracia, la Constitución y "tanto esfuerzo de tanta gente" por que exista hoy un régimen de derechos y de libertades que "nos permita disfrutar de una vida en paz y convivencia".

   La portavoz del PSOE en la región, Cristina Maestre, ha criticado a los partidos políticos que "quieren vender" que los socialistas han propiciado "una supuesta fractura constitucional", cuando el PSOE siempre ha defendido la Constitución y la ha promovido.

   Por su parte, la secretaria de Organización de Podemos, María Díaz, ha reconocido que la Carta Magna ha traído muchas cosas buenas a este país pero considera que "es un momento idóneo" para plantearse su modificación.

   Desde Ciudadanos, su portavoz en la región, Orlena de Miguel, ha destacado que España debe a la Constitución "el tiempo más largo de paz y prosperidad" de su historia y aunque ha reconocido que hay que hacer "alguna actualización" en la Carta Magna, esta debe conservar su "impacto y espíritu".

   El presidente de la Confederación de Empresarios de la Castilla-La Mancha, Ángel Nicolás, se ha mostrado preocupado por "la irrupción de personas" que están diciendo que la Constitución no ha servido y que hay que cambiarla porque "ellos no la han votado", cuando, sin embargo, "ha servido de marco de estabilidad, de diálogo y de acuerdo".

Contador

Últimas noticias