24 de octubre de 2020
21 de enero de 2020

Casado ironiza con que le "encanta" que PSOE critique el Plan de reordenación cuando "no se ha sentado" para definirlo

VALLADOLID, 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Verónica Casado, ha ironizado este martes con que le "encanta" que el PSOE critique el Plan de reordenación de la Sanidad cuando "no se ha sentado" con los representantes de la Junta para definirlo.

En declaraciones recogidas por Europa Press, la consejera ha defendido que es "absolutamente necesario" llevar a cabo una reordenación de la Sanidad sobre todo en el medio rural, ya que Castilla y León es la Comunidad con "más médicos de familia y enfermeras en la zona rural" y "todo el mundo está descontento", lo que muestra que existe un "problema de ordenación".

Ante las declaraciones del PSOE y representantes de las Plataformas por la Sanidad Pública en las que critican la "falta de diagnóstico" por parte de la Consejería para diseñar dicho Plan de reordenación, Casado se ha mostrado irónica. "Me encanta que se critique el Plan cuando no se ha sentado nadie del PSOE a hablarlo con nosotros para definirlo", ha aseverado.

Por ello, la consejera ha apuntado que piensa que el PSOE no tiene proyecto para mejorar la Sanidad, si bien ha incidido en que está dispuesta a "hablar, valorar e incluso mejorar el proyecto", porque ha advertido de que "no hacer nada no es una opción".

"Si no hacemos nada vamos a tener pueblos vacíos y pueblos sin médico", ha apostillado, antes de recordar que el objetivo es poder organizar el sistema de manera que se pueda garantizar que toda la población tenga los médicos y enfermeras "como los tiene que tener". Así, ha recordado que si la media en Castilla y León es de un médico de familia por cada 918 habitantes, la realidad es que en zonas urbanas sube a 1.600 y en el medio rural se queda en 400.

"Si no estamos dando buena cobertura es porque necesitamos mejorar la organización", ha aseverado.

LISTAS DE ESPERA

Ante las críticas a los datos sobre las listas de espera, ha apuntado que le gustaría "que todo el mundo pudiera hacer el esfuerzo" que ha hecho la Consejería de Sanidad e intentar conocer "la realidad" de estas demoras, con el objetivo principal de que sena "concordantes con la percepción que tiene cada una de las personas".

Asimismo, ha defendido que era necesario "poner sobre la mesa" las demoras para consultas médicas y también para pruebas diagnósticas, y ahora trabajar para mejorarlo, además de obviamente para reducir las listas de espera quirúrgicas, las cuales, ha precisado, sitúan a Castilla y León "entre las mejores" comunidades de las que han publicado datos este año. En este sentido, ha apuntado que han empeorado los datos en toda España porque "hay un mínimo común denominador por el déficit de profesionales".

El objetivo, ha concluido, es trabajar con todas las gerencias de hospitales para intentar ver "si es problema de profesionales, de quirófanos o de organización" y cuáles son los problemas.