18 de septiembre de 2019
7 de junio de 2009

Constituidas las 852 mesas de Valladolid con mínimas incidencias, como silicona en cerraduras y falta de papeletas

Una mesa estuvo presidida por un monja, mientras que el alcalde hizo de vocal en el Colegio García Quintana de la capital

VALLADOLID, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

Las 852 mesas electorales de Valladolid, 454 de ellas en la capital y 398 en la provincia, quedaron constituidas a primera hora de esta mañana sin incidencias de importancia, salvo la necesidad de sustituir a titulares de mesas que eludieron su responsabilidad y la aparición de silicona en las cerraduras de varios colegios de la ciudad y la falta de papeletas correspondientes a las candidaturas de algunas formación, entre ellas de Falange Española de las Jons.

Todos estos contratiempos fueron subsanados con celeridad, tal y como explicó a Europa Press el subdelegado del Gobierno en Valladolid, Cecilio Vadillo, quien concretó que los centros que amanecieron con las cerraduras 'siliconadas' fueron, en la capital, el Colegio Isabel La Católica, en la Plaza de San Nicolás; el Miguel Hernández, en la calle Tordo, y el García Lorca, en la calle Huertas.

Por su parte, la Subdelegación tuvo que enviar un conductor a solventar el problema derivado de la falta de papeletas de La Falange Española de las Jons, de Movimiento Social Republicano y de Izquierda Anticapitalista registrada en mesas de Quintanilla de Trigueros, Medina del Campo y Tudela de Duero, respectivamente, mientras que en el caso del Colegio León Felipe de la capital lo que faltaban y hubo que subsanar eran sobres.

EL CURA QUE TENÍA QUE DAR MISA

Por lo que respecta a las anécdotas en cuanto a la composición de las mesas, al alcalde de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva, le tocó ocupar el puesto de vocal en el Colegio García Quintana, sito en Plaza España, mientras que una monja presidió una mesa en el Colegio La Inmaculada, en Arca Real número 21, y un sacerdote designado como titular de una mesa en el Colegio Fray Luis de León, en la calle Canterac, eludió finalmente tal responsabilidad y fue relevado por un suplente al alegar que no podía porque tenía que dar misa.

Además, una mujer en avanzado estado de gestación que había sido elegida como presidenta suplente y que, en ausencia del titular, tenía que asumir dicha función se puso tan nerviosa que finalmente tuvo que ser sustituida por el presidente suplente segundo, tal y como explicó el subdelegado, Cecilio Vadillo, quien explicó también que hubo que subsanar igualmente la desaparición del censo electoral, mediante su sustitución por otro, que se hallaba expuesto en el Colegió León Felipe de Valladolid, en la calle Mirabel.

En cuanto al voto de los extranjeros residentes en Valladolid, tanto en un colegio de Mayorga de Campos como en el centro cívico Bailarín Vicente Escudero de la capital quedaron constituidas mesas para que los ciudadanos búlgaros que habían expresado su deseo de votar a las candidaturas búlgaras pudieran ejercer su derecho, si bien en el primer caso lo hicieron con un desfase de varias horas coya que el Ayuntamiento de la localidad, en lugar de abrir a las 06.00 horas, lo hizo a las 08.00 horas.

También podrán ejercer su derecho al voto 23 personas ciegas que han solicitado expresamente su deseo de votar utilizando la técnica Braille.

En Valladolid están llamados a las urnas 434.795 votantes, de los cuales 22.680 jóvenes se incorporan a estos comicios con respecto a los celebrados en 2004.

El subdelegado del Gobierno, que fue el primero que, a las 09.00 horas, depositó el voto en el colegio electoral de Pedrajas de San Esteban, localidad donde reside, se felicitó por el normal desarrollo de la jornada en la provincia, por cuya seguridad velan 1.300 miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, entre policías nacionales y guardias civiles, y expresó su deso de que las incidencias que puedan registrarse a lo largo del día queden reducidas a meras anécodtas o alteraciones simpáticas.