4 de diciembre de 2020
5 de febrero de 2020

Faconauto destaca que los concesionarios de CyL aportan el 2,5% del PIB regional y pide medidas para apoyar al sector

VALLADOLID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

La actividad económica de los concesionarios de automoción de Castilla y León supone el 2,5 por ciento del PIB regional, según datos que ha ofrecido la patronal de los concesionarios, Faconauto, en el transcurso de su XXIX Congreso, que se celebra hasta el jueves en Madrid.

En total, hay 166 concesionarios oficiales que operan en la región que facturaron el año pasado 1.673 millones de euros, un 6,1 por ciento menos que en 2018. Por sectores, 1.097 millones correspondieron a la venta de vehículos nuevos, un 9,9 por ciento menos que el año anterior, y 288 millones a la de usados, que facturó un 14,3 por ciento menos que el ejercicio pasado. Por su parte, el taller les supuso una facturación de 288 millones, un 25,8 por ciento más que en 2018.

En 2019, la facturación nacional de los concesionarios cayó un 4,3 por ciento, hasta los 43.073 millones de euros. Por áreas de negocio, la facturación por venta de coches nuevos cayó un 6,5 por ciento (31.068 millones de euros) y supuso el 72,1 por ciento del total.

Por su parte, el taller facturó un 10,5 por ciento menos, hasta los 4.446 millones, siendo el 10,4 por ciento de toda la facturación. Sólo el departamento de vehículo usado vio crecer sus números el pasado ejercicio, al contabilizar 7.567 millones, un 11,1 por ciento más para acaparar el 17,5 por ciento de la facturación.

Respecto al empleo, al finalizar el año pasado, el sector daba empleo directo a 161.500 personas, frente a las 162.400 del ejercicio anterior. De esta manera, ha indicado la patronal Faconauto, se acaba con un ciclo positivo de seis ejercicios consecutivos de creación de puestos de trabajo netos, en los que 35.000 nuevos trabajadores entraron a formar parte de las plantillas de los concesionarios.

RENTABILIDAD

Con estos datos, ha indicado Faconauto, la rentabilidad media de las redes se situó en 2019 ligeramente por encima del uno por ciento sobre facturación, una situación que "puede poner en aprietos a muchos concesionarios" y que se ha convertido en "su principal preocupación".

Faconauto ha calificado el pasado ejercicio de "preocupante" y ha advertido de que "ni el sector ni la economía del país se pueden permitir otro año en negativo para la automoción", para lo cual considera "clave" que se acabe con la incertidumbre y que, mientras el consumidor no tenga una alternativa asequible, "se acabe con la incertidumbre" y "rescate" al diésel como una "posibilidad útil" para los ciudadanos y para "avanzar hacia la descarbonización de la movilidad".

La patronal considera que el nuevo Gobierno "tiene la llave" para acabar con la incertidumbre, ya que la toma de decisiones que han quedado pospuestas en anteriores legislaturas "puede tener la capacidad de cambiar el actual signo de agotamiento en el que está sumido el sector".

Al respecto, ha insistido en la necesidad de que se impulsen "con urgencia" las medidas que recoge el Plan Estratégico de Apoyo Integral al Sector de Automoción.

Para leer más