25 de enero de 2021
26 de noviembre de 2020

La Junta destaca la "exquisita responsabilidad" de las cuentas

VALLADOLID, 26 Nov. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, ha reivindicado la "exquisita responsabilidad" con la que ha actuado el Gobierno autonómico en la elaboración del proyecto de presupuestos generales de la Comunidad para el año 2021 aprobado este jueves ya que se ha ajustado al "histórico" descenso del PIB del 10,1 por ciento previsto en 2020 con un repunte ya del 7,5 por ciento el próximo.

"Son unos presupuestos responsables, que es lo primero que se pide a un Gobierno, que actúe con responsabilidad", ha insistido el vicepresidente y portavoz que ha informado de que las estimaciones de la Junta de Castilla y León han recibido el visto bueno y han sido avaladas por la Agencia Independiente de Responsabilidad Fiscal, la Airef.

En concreto, Igea ha cifrado en un 10,1 por ciento el descenso del PIB en 2020, inferior a la caída del 11,2 por ciento que se prevé para el resto del país, y ha apuntado a un repunte de la economía el próximo año del 7,5 por ciento, de nuevo mejor dato que en España donde el PIB crecerá un 7,2 por ciento.

Así consta en el cuadro macroeconómico que sustenta el proyecto de presupuestos generales de la Comunidad para 2021 según el cual la tasa de paro terminará 2020 en un 14 por ciento (17,1 por ciento en España) con una ligera mejora en 2021 cuando se quedará en el 13,9 por ciento, tres puntos inferior en este caso que en el resto del país (16,9 por ciento).

En términos de empleo, se prevé una caída del 6 por ciento en el año en curso, de nuevo mejor evolución que en el resto del país (-8,4 por ciento), con una recuperación ya en 2021 cuando la Junta estima que crecerá un 2,8 por ciento, peor dato en este caso que en España donde el empleo repuntará un 5,6 por ciento.

Finalmente, el cuadro macroeconómico que sustenta al proyecto de presupuestos generales de la Comunidad para 2021 contempla un déficit público del -0,6 por ciento este año (-11,3 por ciento en el resto del país), porcentaje que aumentará hasta el -1,1 por ciento en 2021 cuando la media nacional alcanzará el -7,7 por ciento.

Por su parte, la deuda pública sobre el PIB alcanzará el 23,7 por ciento, casi tres puntos inferior respecto al porcentaje nacional (26 por ciento), ante lo que Francisco Igea ha aclarado que el aumento del endeudamiento de Castilla y León se ha hecho también con responsabilidad, como demuestra, ha argumentado, el hecho de no computar en los 12.291,44 millones del presupuestos los futuros fondos europeos que, a falta de plasmarse "negro sobre blanco", sí aumentarán el montante global del que ya es el presupuesto "más elevado" en la historia de Castilla y León para responder a las tres urgencias de la Comunidad, la económica, la social y la demográfica.