8 de abril de 2020
27 de abril de 2008

Una Plataforma contra la Especulación denunciará el proyecto de urbanización 'Candelas de Gredos' en Ávila

ÁVILA, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Plataforma contra la Especulación Urbanística y Ambiental de Candeleda (Ávila) anunció que denunciará ante la Fiscalía General del Estado contra la urbanización 'Candelas de Gredos', que promueve la empresa Dávila Monteblanco en el paraje de Navalpilón, junto al Parque Regional de la Sierra de Gredos.

Según explicaron en un comunicado recogido por Europa Press, las obras están a punto de comenzar aunque el proyecto no se ha sometido a Declaración de Impacto Ambiental, y se espera que los trabajos para iniciar la captación de agua desde el arroyo Castañarejo, el principal afluente de la garganta de la que se abastece Candeleda, se inicien en los próximos días.

Asimismo, destacaron que se trata de una zona de "gran interés ecológico", catalogada como bosque mediterráneo, con "especies endémicas o en peligro de extinción" y tumbas excavadas en rocas graníticas y restos cerámicos medievales.

"Los ganaderos de la zona ya han recibido la notificación de que tendrán que dejar de utilizar el camino que ahora usan los cabreros porque se va a realizar una captación dentro de los límites del Parque Regional", indicaron.

El proyecto comprende 431 viviendas y 200 plazas hoteleras, que podrían albergar 2.000 personas, según la plataforma, que resaltó que Candeleda tiene ahora 5.000 habitantes.

Otro de los elementos que subrayaron fue la captación autorizada por la Confederación Hidrográfica del Tajo, de doce litros por segundo, mientras que la que utiliza la localidad se reduce a ocho litros por segundo, cuando "en los dos últimos años ya ha habido carencias de agua que han conllevado restricciones en el consumo", lo que provocará una pérdida de caudal.

Por otro lado, señalaron la destrucción de un "ecosistema de bosque de galería único" y de la "masa arbolada que habrá que cortar para dejar espacio al ladrillo".

El plan parcial de la urbanización fue aprobado en octubre de 2006, pero la plataforma cree que ha habido "claras actuaciones irregulares", y citan, entre otras cosas, la compra de terrenos rústicos recalificados de forma inmediata, la ausencia de un estudio de impacto ambiental o la "nula atención" a las recursos de alzada interpuestos.

La plataforma ha recogido 9.000 firmas contra el proyecto de urbanización y en diciembre celebraron una manifestación de protesta.